Entrevista a Miguel Ángel Naharro, autor de La Isla En El Fin Del Tiempo

Buenas noches, mis queridos Lectores Ausentes.

En esta noche de viernes, tenemos con nosotros a un invitado de excepción. Miguel Ángel Naharro, uno de los pilares de Action Tales, publicado en varias antologías  y gran amante de eso tan difícil de definir como es el pulp. Tras el éxito de su anterior novela La Maldición de la Diosa Araña, en la que nos presentó por primera vez a ese épico personaje que es La Garra, el autor vuelve a la carga con La Isla En El Fin Del Tiempo, la segunda aventura de tan peculiar protagonista y es por ello que le hemos invitado a dejarse caer por aquí, para que nos hable de Jonathan Baker, de la novela, de sus próximos proyectos y de otras cositas que, esperamos, os parezcan interesantes.

Os dejamos con la entrevista…

AI -¿Quién es en realidad Miguel Ángel Naharro?

Pues quiero creer que una buena persona, a veces demasiado (risas)

Un tipo muy normal, algo tímido e introvertido, al que le gusta soñar, a veces despierto, y al que la cabeza no le para ni un segundo de idear maldades (risas)

 AI- ¿De dónde viene tu afición a la literatura y el vicio de juntar letras?

manSupongo que como muchos otros, de niño, comencé a interesarme por los tebeos (en aquella época eran tebeos, nada de cómics, eso concepto no salió hasta más tarde), Mortadelos, Superlópez, El Botones Sacarino… De ahí, pasé a los superhéroes, en especial a los de la Marvel, aunque picoteaba un poco de todo, siempre tuve predilección por los supers de la Marvel Comics. El siguiente paso fueron ya los libros (sin dejar los comics, claro). La Historia Interminable de Michael Ende fue mi bautismo de fuego en la lectura de literatura, por el mero hecho de disfrutar leyendo, y no por obligación. Disfrute como un enano, y a partir de ahí vinieron Tolkien, King, Koontz, Barker, Moorcock y tantos y tantos otros.

Lo de pensar historias y ponerme a escribirlas, viene casi desde que al lectura se convirtió en una de mis pasiones. Siempre que leía o veía alguna cosa, acababa montando en mi cabeza docenas de posibilidades, de imaginar nuevas historias e iba plasmándolas en papel, aunque nada serio en aquella época. Pero si es algo que siempre he tenido conmigo.

 AI- ¿Qué fue lo que te empujó a escribir sobre un personaje como La Garra? ¿De dónde surgió la idea?

Todo vino de una idea que se me ocurrió para dar un paso más con mi web Action Tales. Creía (y sigo creyendo) que había mucho talento en los autores de allí, y pensé que teníamos que aspirar a algo más. Me lie la manta a la cabeza e idee “Action Tales Gold” la cual iba a ser una línea de novelas con autores de la casa, en formato electrónico, para venta en amazon y similares. Como evidentemente no podíamos usar los personajes con los que jugábamos en AT, decidimos crear los nuestros propios.

Dándole vueltas a la cabeza, di con la idea de retomar el espíritu de ese tipo de personajes a lo Indiana Jones o Allan Quartermain, pero con poderes especiales.

Recordé a Zarpa de Acero (un viejo personaje del que había leído en Vértice) y encontré un personaje llamado Purple Claw, en el que me inspiré para el color de la garra de Baker (el personaje en sí es totalmente opuesto, si Baker es un arqueólogo aventurero, el otro era una especie de médico investigador de lo oculto con un guantelete metálico).

Con esos elementos, idee el background de Jonathan Baker, y decidí llamarla “La Garra”. Lo demás, vino por sí solo.

 AI- ¿Tienes algún autor favorito? ¿Alguien a quien tengas como referente?

Mi autor favorito de siempre y del que leo todo cuanto sale es el maestro: Stephen King. Me da igual cuanto se le critique, para mí, sigue siendo el rey. Como autor referente, hoy día, y mirando a lo nacional, serian Alberto López Aroca y Carlos Sisi, me parecen dos escritores que cualquiera querría tener como referente y poder parecerse a ellos aunque solo fuese un poco, sería un honor y un halago.

 AI- ¿Qué haceMiguel Ángel Naharro  cuando no escribe?

Trazar planes para la conquista mundial (risas)

Nah, cosas muy normales. Leer, navegar por internet, ver películas y series, jugar con Luna (mi perrita), estar con mis amigos y mis padres, cosas muy habituales y cotidianas.

AI- ¿Cómo fueron tus inicios en el mundo editorial? Cuéntanos tus primeros pasos y cómo fue la experiencia.

Bueno, imagino que parecido a otros escritores. Me presenté a varios convocatorias, y hasta la cuarta o la quinta, no conseguí publicar en una antología. Había sacado antes un par de relatos en la revista Cimmeria, pero hasta que no salí seleccionado para Zombis! Vol. 2 de Tyrannosaurus Books no supe en verdad lo que era tener publicado algo dentro del mundillo propiamente de libros. Luego llegaron Arkham: Relatos de Horror Cósmico, Las Mejores Historias de Zombis de Tyrannosaurus Books y otras tantas. Y entre unas y otras, salió la oportunidad de que la Maldición de la Diosa Araña pudiese ser publicada como cabeza de la entonces inédita Dlorean Ediciones. Desde entonces, con altibajos, como suele pasar, no he parado.

 AI- ¿En qué andas metido  ahora? ¿Nos puedes decir cuáles son tus proyectos en este momento?

En que no ando metido, sería mejor pregunta (risas)

10937779_10204569459049925_2047526059_nPues en este momento, tengo que terminar un relato para una antología que saldrá este año (Action Tales 2, que también coordino), en poco tiempo, me sumergiré en la escritura de mi nueva novela “Surgieron de la Penumbra” para Pulp Ediciones, y que pertenece a la colección Círculo Negro. En la novela, ambientada en la época victoriana, me centró en varios personajes como el doctor Jekyll y Mister Hyde o la vampira Carmilla…

También, a partir del nº3 de la revista Área 51(Dlorean Ediciones) comenzará el cómic “The Innaturals” junto al dibujante Juanma Aguilera. Eso a corto plazo, más adelante, tengo más cosas con las que ponerme. Aunque antes saldrán publicadas una novela de espada y brujería con mitología celta que sacará Neonauta Ediciones en formato bolsilibro (y de la que no puedo desvelar aún el nombre) y Cuentos de lo Oculto, una antología de relatos de terror míos, que publicaré junto a Pulp Ediciones en los próximos meses. No está mal para empezar ¿verdad?, y eso que aún quedan La Garra 3 y Hotel Pandemónium entre otras…

 AI-Varias antologías a tus espaldas, fanfics en AT… Da la impresión de que  el contar historias, es algo de vital necesidad para ti y resulta evidente tu fascinación por el Pulp. ¿A qué se debe esa pasión por esa forma de entender la literatura?

Quizás se deba a que he crecido con los cómics de superhéroes, que en cierta manera, son herederos de los antiguos héroes pulp y el estilo de esas historias, las hemos disfrutado casi todos y muchos ni lo sabíamos: Conan, Tarzán, Flash Gordon, los Mitos de Cthulhu de Lovecrath, The Phantom…

Y una cosa llevó a la otra, como se suele decir.

Es una manera de hacer historias y vivirlas que me cautivó y una vez que te sumerges, pues descubres que engancha y que hay miles de posibilidades en este no-género (pues es más una forma de narrar las historias que un género en sí mismo).

Hoy día, soy un apasionado al pulp, en todas sus facetas: Cómics, libros, Tv, cine… Y lo disfruto tanto o más que el terror, la fantasía, los superhéroes o la scifi, por ejemplo.

 AI- ¿Cuál es tu opinión referente al panorama actual de la literatura en nuestro país? ¿Piensas que tanto las editoriales como el público están dándole por fin la importancia que se merece a los autores patrios, o por el contrario, siguen siendo un tanto marginados en favor de autores extranjeros?

Creo que hay más talento y potencial a nivel de España que en muchísimo tiempo. Si bien creo, que es muy difícil abrirse camino hacia otro publico fuera del habitual al género fantástico. Los autores de aquí, seguimos siendo marginados, puede que algo menos que hace unos años y poco a poco, asomamos un poquito la cabeza, pero queda muchísimo camino por recorrer. Mientras tanto, la ilusión no nos la quitará nadie.

 AI- SiMiguel Ángel Naharro no se dedicase a escribir, ¿en que se mantendría ocupado?

Pues igual seria dibujante de cómics… Mucha gente no sabe que antes de ponerme a escribir, intente hacer mis pinitos en el dibujo. Incluso estudie en la academia de cómics Joso de Barcelona. Desde muy niño, me gustaba siempre dibujar, y quise tirar por ahí, el sentido común y el ver que no era tan bueno, me hizo cambiar de rumbo, pero si no hubiese pasado a escribir, es posible que hubiese intentado seguir con lo del dibujo. Siempre han sido mis dos aficiones, escribir y dibujar, si bien llevo ya años que no tocó un lápiz, un día la magia se fue, sin más.

 AI- AMiguel Ángel Naharro le asusta……

Perder a los que quiero.

AI- ¿Cómo definirías tu estilo cómo autor?

Un estilo directo, al grano, sin pausa, con un ritmo alto.

 AI- Por último: Cuéntanos cuál es el último libro que has leído, la última peli que has visto y el último tema musical que has escuchado.

El último libro ha sido la segunda entrega de Tom Z Stone de Joe Alamo (el cual me he encantado), Película, pues la descacharrante John Muere al Final y de música, últimamente escucho mucho a In This Moment, grupo que he descubierto hace bien poco.

 AI- Pues eso es todo, Doc. Muchísimas gracias por  tu tiempo. Ha sido un verdadero placer charlar contigo.

El placer es mío. Un saludo.

 

 

Entrevista a Darío Vilas, autor de “El Hombre que nunca sacrificaba las gallinas viejas” y “Absurdario”

Buenas tardes. Amigos.

Hoy tenemos con nosotros a Darío Vilas, un autor  con un estilo muy personal, que recientemente acaba de ser galardonado con el premio NOCTE  con la novela El Hombre que nunca sacrificaba las gallinas viejas y que tiene un amplio recorrido a sus espaldas.  Piezas desequilibradas, Instinto de Superviviente, Lantana, Absurdario… Eso sin contar la cantidad de relatos repartidos en mil y una antologías.

Crudo, directo, visceral, con una concepción del terror, de lo fantástico y de la naturaleza humana que no dejan a nadie indiferente. Y es que Darío se muestra cercano, intimista, construyendo unos personajes tan complejos, tan contradictorios, tan humanos,  que resulta imposible no encontrar en ellos esos rasgos que logran que de algún modo incomprensible, lleguemos a reconocer como propios. El ser humano es una criatura tan difícil de describir, tan absurda, incoherente, contradictoria y enfrentada a si misma desde el momento en el que nace, que parece un milagro que hayamos sobrevivido como especie y Darío es consciente de ello y lo plasma en sus escritos.  Duros, rigurosos, violentos,  inclementes y extrañamente bellos, son solo algunos de los adjetivos que se me ocurren  para describir su trabajos.  La honestidad, un realismo sucio y sin adornos inútiles e innecesarios,  los elementos que Vilas utiliza en cada una de sus historias. Desde un tono introspectivo, sin caer en el recurso fácil y haciendo de sus obras verdaderas piezas de artesanía, su prosa golpea en el estómago y te deja a su merced.

Pero creo que lo mejor es que sea él mismo quien nos hable de sus cosas y nos explique un poco quien es y que pretende como autor. Os dejo con la entrevista:

 

1. AI -¿Quién es en realidad Darío Vilas?

La respuesta más simple sería que soy yo, pero lo cierto es que también lo es mi padre y lo fue mi abuelo. El que no es Darío Vilas es mi hijo, que se llama Xián. Pero ya se ocupa un primo de continuar la saga familiar.

En serio, no hay máscara, lo que soy es lo que veis. Lamento decepcionaros.

2. AI- ¿De dónde viene tu afición a la literatura y al vicio de juntar letras?

No creas que tengo demasiado vicio con esto de juntar letras, a veces me resulta hasta doloroso. Imagino que es por mi forma de concebir la literatura y la vida en general: como algo que me tocó, que nadie me consultó si me apetecía. Me vino dado y tampoco lo cuestiono.

La afición a la literatura me viene de una infancia algo itinerante. Cuando te ves obligado a cambiar de entorno contra tu voluntad te cuesta entablar nuevas amistades. Así que mi refugio fueron los libros. Después nos establecimos y ya era un vicio adquirido, así que decidí que me lo quedaba para que siguiera formando parte de mi vida.

3. AI- ¿Qué fue lo que te empujó a escribir una novela como El Hombre que nunca sacrificaba las gallinas viejas? ¿Cómo surgió la idea?

portada_gallinas_150pxMe empujó mi condición de escritor, sea lo que sea que signifique eso. La idea surgió del aislamiento involuntario. Los patrones se repiten, como ves. Hay cosas que parece que van en nuestro ADN. Trabajaba de operario de producción en una fábrica, en concreto en un taller con niveles de contaminación acústica muy elevados, lo que nos obligaba a los empleados al uso de tapones de seguridad y, como consecuencia, a no poder hablar entre nosotros durante las ocho horas de jornada. Así que allí estaba, a solas con mis pensamientos, cargando piezas de chapa de carrocería recién embutidas, cuando Marquitos Laguna, protagonista absoluto de esa novela, empezó a susurrarme sus locuras. O las escribía o las ejecutaba, y por mi bien decidí que era mejor lo primero. Parí cuatro relatos y medio con el personaje que gustaron mucho, así que vi que había buenos mimbres para una novela.

4. AI- ¿Tienes algún autor favorito? ¿Alguien a quien tengas como referente?

Tengo muchos autores que me gustan, pero ningún favorito. En cada época te daría nombres diferentes. Ahora mismo estoy leyendo con devoción a Chester Himes, Bolaño y Juan Carlos Márquez, que poco tienen que ver entre ellos. Matheson siempre me acompaña desde hace una década, y Roald Dahl es el escritor de mi niñez del que mejor recuerdo guardo. Incluso me leí de pequeño sus relatos para adultos, cuando me ventilé toda su obra infantil.

Más nombres. Bukowski, Carver, Jack Ketchum, Pío Baroja, Ernesto Sábato, Christopher Moore, Joe Hill o John Ajvide Lindqvist. Si echo un vistazo a mi biblioteca, podría añadir unos cuantos.

5. AI- ¿Qué hace Darío Vilas cuando no escribe?

Paso todo el tiempo posible con la familia. De hecho, intento escribir lo menos posible, me roba tiempo que puedo dedicar a mi mujer y a mi hijo, que son mi absoluta prioridad. Con ellos o para ellos hago otras cosas, como trabajar en lo que me va saliendo, panadería casera, juegos absurdos y canciones inventadas sobre la marcha.

6. AI- ¿Cómo fueron tus inicios en el mundo editorial? Cuéntanos tus primeros pasos y cómo fue la experiencia.

No tengo nada reseñable que contar, la verdad. Empecé coeditando con mi amigo Rafa Rubio y la editorial Círculo Rojo, ansiosos por sacar a la luz los primeros relatos ambientados en la isla ficticia Simetría. Fue una experiencia grata, colocamos un buen montón de ejemplares de ese libro y nos sirvió como carta de presentación. En la misma línea, pero ya con el respaldo total de un sello editorial, debuté con Piezas desequilibradas (23 Escalones, 2011), mi primera antología en solitario, que también se vendió bien y seguía siendo una buena declaración de intenciones.

Todas mis experiencias en el mundo editorial han sido positivas, incluso las menos buenas o las malas de cojones. De todas saqué algo, aunque sólo sea aprender a distinguir aquello de lo que me conviene alejarme.

7. AI- ¿En qué andas metido ahora? ¿Nos puedes decir cuáles son tus proyectos en este momento?

Esta entrevista corre el riesgo de resultar del todo decepcionante, porque tendría que responder que no tengo ningún proyecto en cartera ahora mismo. Es así, como suena. Acabo de terminar una nueva novela, la primera que escribo de misterio, y me volcaré una temporada en tratar de darle salida, si es que la tiene. Tengo decenas de premisas apuntadas, muchos proyectos que se fueron quedando relegados por falta de tiempo o motivación, aunque la verdad es que casi nunca retomo viejas ideas, salvo que se redimensionen en mi cabeza y se conviertan en algo nuevo, como es el caso de la novela que comentaba. Me apetece hacer muchas cosas, pero no sé por dónde empezaré. Estoy en el período de barbecho que siempre precede a la finalización del último proyecto encarado.

Por si sirve de algo, he tenido mi primera experiencia con la narración cinematográfica y me apetece darle continuidad en un formato más largo. Siempre he sido muy cinéfago, en algún momento tenía que dejarme caer por ese nicho.

8. AI-Novela, antologías, revistas… Da la impresión de que  el contar historias, es algo de vital necesidad para ti, a pesar de que de un tiempo a esta parte, pareces más centrado en tus propios proyectos personales. Una larga trayectoria, la tuya, en la que sorprende comprobar que hasta la fecha, siempre habías sido el Eterno Nominado. ¿Tu último trabajo ha supuesto de algún modo el reconocimiento tan largamente buscado?

No sé si es acertado decir que fuera buscando ese reconocimiento. Mentiría si dijera que no sienta bien, si uno escribe y publica espera que guste, es normal. Pero cuando empezaba no se me pasó por la cabeza que pudiera ser un escritor de esos a los que se les distingue con premios. Sí que tengo que admitir que cuando comenzaron a caerme nominaciones y me quedaba a las puertas siempre, se volvió frustrante. Así que el Premio Nocte que me concedieron este año vino a romper esa dinámica y a quitarme la etiqueta de Eterno Nominado que me adjudiqué a mí mismo.

Con respecto a lo que mencionas de los diversos proyectos en los que me embarqué en los últimos años, tienes razón en que antes mostraba cierta hiperactividad, metiéndome a la vez en un montón de fregados distintos y en colaboraciones de toda clase. Eché el freno por pura necesidad, porque llevaba un desgaste que podía abocarme a tirar la toalla, aparte de lastrar mi propia producción literaria. A día de  hoy, rechazo por defecto cualquier propuesta de colaboración en proyectos compartidos con otros escritores. Creo que es una etapa quemada de la que poco puedo rascar a estas alturas. Sólo me lo replanteo con una serie de requisitos que me impuse a mí mismo. Es decir, que pasa por que esos proyectos me reporten algo más que camaradería con mis colegas. Para eso tengo los perfiles en las redes sociales.

9. AI- ¿Cuál es tu opinión referente al panorama actual de la literatura en nuestro país? ¿Piensas que tanto las editoriales como el público están dándole por fin la importancia que se merece a los autores patrios, o por el contrario, siguen siendo un tanto marginados en favor de autores extranjeros?

La pregunta que no podía faltar, la del panorama actual. No sé, creo que la cosa empezó a ponerse bien hace menos de un lustro y fue degenerando. Ahora mismo está todo jodido, más que nunca. Tenemos a nuestro alcance más alternativas para publicar de las que jamás soñamos, y sin embargo cuesta encontrar opciones que de verdad merezcan la pena. Tengo la enorme suerte de haberme cruzado con editores como los chicos de Tyrannosaurus Books, que cuidan la relación con el autor y se vuelcan con cada obra que publican. Como creo que debería ser. Pero otros compañeros con más talento no tienen esa suerte, y veo cómo tocan todas las puertas posibles y reciben un no por respuesta sin siquiera leer sus propuestas. También está el caso contrario, obras publicadas al abrigo de grandes grupos editoriales que deberían haber pasado por un filtro más riguroso.

Así que no me queda más remedio que admitir que veo la literatura de género nacional entrando en un mal momento, que quizás sí se haya dado al fin voz a los autores patrios, pero por motivos económicos (es más barato publicar a los de aquí, y suelen ser muy poco exigentes en cuanto a las condiciones contractuales). Para rematarlo, cada vez cuesta más separar el grano de la paja. Antes te pillabas un libro de uno de los grandes sellos editoriales y tenías la garantía de que, como poco, estaría bien escrito. Ahora ni eso. Y no hablo sólo de autores nacionales, esto es extensible a los foráneos o las pésimas traducciones que les hacen. Hay que ahorrar costes porque se vende muy poco, así que se resiente la calidad. Mala decisión, ajusta las tiradas, en lugar de abaratar costes.

10. AI- Si Darío Vilas no se dedicase a escribir, ¿en que se mantendría ocupado?

Creo que respondí más arriba, cuando hablé de pasar todo el tiempo posible con mi familia. Aparte de eso, supongo que trabajaría en lo que fuera saliendo. Lo mismo que hago en la actualidad, sólo que sin escribir.

11. AI- A Darío Vilas le asusta…

Que le pase algo malo a los míos. Dejar de respirar y no poder ver crecer a mi hijo. No salir al paso en esta época tan jodida en la que nos tocó bregar. Y las esculturas realistas.

12. AI- ¿Cómo definirías tu estilo cómo autor? Has tocado el género fantástico de distintas formas, pero me consta que siempre te has acercado a él desde una perspectiva muy particular, buscando un realismo me atrevería a decir que sucio, para ello. ¿En qué género te mueves más a gusto y que es lo que más te interesa?

Me siento a gusto contando cualquier historia que me seduzca, al margen del género o el estilo. Si uno echa un vistazo a mi producción literaria, comprobará que casi nunca repito patrones. El realismo sucio me gusta, lo mamé mucho y me desenvuelvo bien en él, pero casi siempre llevándolo al terreno de mis obsesiones personales. Estoy seguro de que un psicoanalista sacaría muchas conclusiones leyéndome, pero me parece un ejercicio estéril.

dario-vilasCasi siempre tiendo a meterme en el terreno fantástico. Lo que pasa es que me da respeto decir que escribo terror, porque no creo que sea así. Las etiquetas de género las dejo en manos del editor que publique lo mío, se me da fatal definir lo que hago.

Escribo novelas cortas y relatos, buscando la contundencia y cierta sonoridad. Igual ese es mi estilo, lo que me diferencia. Lo suyo sería preguntárselo a los lectores fieles, que alguno tengo.

13. AI- Por último: Cuéntanos cuál es el último libro que has leído, la última peli que has visto y el último tema musical que has escuchado.

El último libro que terminé de leer fue Cabeza de ciervo, de Francisco Miguel Espinosa (Línea Stoker de Dolmen). Os lo recomiendo, sin ser una novela incontestable, me deja claro que este chaval nos va a destapar las vergüenzas a muchos, porque es muy, muy joven, y exhibe una variedad de registros y recursos narrativos que asusta.

Después intenté leerme Mr. Mercedes, de Stephen King, y lo abandoné a mitad. No me gustó nada de nada, me parece indigno de un autor de su posición y con su trayectoria. Hasta ahora siempre me había entretenido, hasta en el peor de los casos. Es el primero suyo que dejo a medias.

La última peli que vi trataré de olvidarla.  Y escucho música a todas horas, así que no soy capaz de concretar. El último disco que saqué de la bandeja fue “Nocturama”, de Nick Cave.

 Pues eso es todo, colega. Muchísimas gracias por  tu tiempo. Ha sido un verdadero placer charlar contigo.

El placer ha sido mío. Tenía ganas de dejarme caer al fin por el Athnecdotario. Un abrazo.

 

Entrevista a Empar Fernández Gómez, autora de La última llamada

Buenas noches, amigos.

Hoy tenemos a una invitada muy especial, una autora de gran prestigio con un inmejorable currículum a sus espaldas. Empar Fernández Gómez, creadora junto a Pablo Bonell Goytisolo de ese maravilloso personaje que es el inspector Santiago Escalona, protagonista de Las cosas de la muerte, Mala sangre y Un mal día para morir; autora de El loco de las muñecas, Hijos de la derrota, La cicatriz, Mentiras capitales y su anterior trabajo La mujer que no bajó del avión (obra imprescindible para cualquier amante de la novela negra), vuelve de nuevo a las librerías de mano de Off Versátil, con la reciente publicación de La última Llamada, su nueva novela, en la que vuelve a ofrecernos una historia dura, intensa y dramática, enclavada dentro de ese género que tan bien se le da, negro y criminal.

Pronto podréis leer la reseña de la novela en la web, pero mientras tanto, os dejo con la entrevista que le hemos hecho a la autora. Espero que la disfrutéis.

Entrevista a Empar Fernández,  autora de La última llamada.

 AI -¿Quién es en realidad Empar Fernández?

Una profesora que explica Historia y a la que le gusta especialmente lo que nunca pasó, la ficción.

EMPARFER2AI- ¿De dónde viene tu afición a la literatura y el vicio de juntar letras?

Mi padre trabajaba en una editorial y en mi casa siempre había más libros que juguetes.  Me aficioné a leer y lo hacía a todas horas y en todo momento, poco a poco deseé ir más allá y ser yo la autora de las novelas.

AI- ¿Qué fue lo que te empujó a escribir una novela como La Última Llamada? ¿De dónde surgió la idea?

Siempre he pensado que la desaparición de un hijo ha de ser una tragedia muy difícil de superar, probablemente imposible. En mi localidad desapareció una chica que no ha sido encontrada y cuyos padres hicieron todo lo que pudieron para localizarla. Ese es  el arranque de La última llamada.

AI- ¿Tienes algún autor favorito? ¿Alguien a quien tengas como referente?

En cuanto al estilo y al dominio del  lenguaje,  mi  autor favorito es Luís Landero. Si nos centramos en las novelas de género criminal, Dennis Lehane.

AI- ¿Qué haceEmpar Fernández cuando no escribe?

Doy clases o leo. Me gusta mucho el cine, pero no siempre dispongo de tiempo para frecuentar una sala.

AI- ¿Cómo fueron tus inicios en el mundo editorial? Cuéntanos tus primeros pasos y cómo fue la experiencia.

Fueron unos primeros pasos muy satisfactorios. Empecé con muy buen pie. Publiqué, junto a Judit Pujadó, Planeta ESO que obtuvo el Premio Pere Quart d’Humor i Sàtira y tuvo una muy buena acogída por parte de los lectores. También gané en mis primeros años el Premio Cáceres de Novela Corta con Horacio en la memoria  y publiqué mi primera novela Para que nunca amanezca con la editorial Meteora.

AI- ¿En qué andas metida  ahora? ¿Nos puedes decir cuáles son tus proyectos en este momento?

Estoy acabando una novela criminal que cierra una trilogía sobre la culpa que incluye La mujer que no bajó del avión y La última llamada. La dejaré reposar y la puliré dentro de unos meses. Es una novela dura, como las anteriores, centrada en una cuestión que no desvelaré.

AI-Varias novelas a tus espaldas… Da la impresión de que  el contar historias, es algo de vital necesidad para ti. Una larga trayectoria, la tuya, en la que el inspector Santiago Escalona tiene gran parte de culpa. ¿Nos puedes hablar de cómo surgió ese personaje y que has aprendido de él?

Creamos a Santiago Escalona mi colega Pablo Bonell y yo. Ambos éramos profesores en un mismo centro y descubrimos una interesante complicidad literaria y cinematográfica que nos llevo a trabajar juntos y juntos hemos publicado 5 novelas. Escalona es el apellido de un amigo común. Santiago Escalona es un subinspector con una cualidad importante, es un gran observador y un buen conocedor de la condición humana, crear a Santiago Escalona me enseñó a pensar “en negro”, es un personaje que quizás “resucite”  en un futuro no muy lejano.

10811641_952889081395789_1719157286_nAI- ¿Cuál es tu opinión referente al panorama actual de la literatura en nuestro país? ¿Piensas que tanto las editoriales como el público están dándole por fin la importancia que se merece a los autores patrios, o por el contrario, siguen siendo un tanto marginados en favor de autores extranjeros?

Creo que todavía nos maravillamos ante lo que proviene de fuera en detrimento de lo que se escribe aquí. Por otra parte creo que faltan traducciones de nuestras obras en el  exterior, la proyección internacional de nuestra literatura es una de las asignaturas pendientes del  sector editorial. En general creo que aparecen novelas notables y también muchas otras prescindibles, pero creo que ese es una realidad que compartimos con otros países.

AI- SiEmpar Fernández no se dedicase a escribir, ¿en que se mantendría ocupada?

Es una pregunta muy fácil, leería. Siempre dedico menos tiempo del que desearía.

AI- AEmpar Fernández le asusta……

Perder la salud.

AI- ¿Cómo definirías tu estilo cómo autora? Has tocado el género negro, histórica con grandes dosis de costumbrismo y, de distintas formas,  me consta que siempre te has acercado a lo cotidiano desde una perspectiva muy particular, buscando un realismo me atrevería a llamar trágico, fatalista o como mínimo, un tanto dramático, para ello. ¿En qué género te mueves más a gusto y que es lo que más te interesa?

Me muevo a gusto en el género negro, tanto en el subgénero policial como en el criminal (sin investigador). Es cierto que mis novelas siempre tienen un aroma trágico, me interesan las diferentes formas de afrontar el drama. Siempre intento escribir sobre lo real, sobre lo que vivo, lo que observo,  lo que les ocurre a los demás…  La verosimilitud es un objetivo prioritario.

AI- Por último: Cuéntanos cuál es el último libro que has leído, la última peli que has visto y el último tema musical que has escuchado.

Último libro: Los últimos días de nuestros padres, Joël Dicker

Última película: La isla mínima

Último tema musical: Un tema de Serrat en voz de Silvia Pérez Cruz

Pues eso es todo, Empar. Muchísimas gracias por  tu tiempo. Ha sido un verdadero placer charlar contigo.

Un verdadero placer.

 

 

 

ENTREVISTA a So Blonde, autora de Azafata AVEnturas: Los chicos de Emi

Buenas noches, amiguitos.

¿Qué mejor en una noche de sábado, que conocer un poquito más a So Blonde, la rubia más dura, lista, divertida y peligrosa del mundillo literario español? Hablamos con la autora de Azafata Aventuras: Los chicos de Emi, publicada por Ediciones aContracorriente,  y de los relatos Widow´s Island (No Eres Bienvenido) y Una historia para Halloween (Hell or Win), una de las componentes de Tiempo de Héroes. Eso es solo una pequeña muestra de lo que una nena rubia con dos tacones y un calibre 38  son capaces de hacer. Os aseguro que la entrevista no tiene desperdicio….

 

AI -¿Quién es en realidad So Blonde?

So Blonde es un seudónimo y también un personaje, debajo hay una persona real  con algunas cosas en común con su avatar y otras muchas, la verdad, pues no. So tiene, por ejemplo, una libertad de la que carece el ser humano, porque se permite, quizás en muchas ocasiones, la licencia de traspasar algunas barreras y dar rienda suelta a ciertas ideas, a la par que experimentos, que en  otros lugares físicos serían menos viables. Es un fruto de la red, que comparte algunas facetas con la realidad, pero a veces la sobrepasa, la idealiza, estereotipa o rompe moldes. Eso lleva a que yo misma en ocasiones venere a esa rubia alocada, en otras la envidie, la odie o incluso me caiga mal. Nadie en la realidad puede ser así, demos gracias.

So  es una idealización en el subconsciente colectivo.  Es un personaje y un seudónimo que escribe cosas sin pensarlas demasiado.

So  es una idealización en el subconsciente colectivo.  Es un personaje y un seudónimo que escribe cosas sin pensarlas demasiado.

AI- ¿De dónde viene tu afición a la literatura y al vicio de juntar letras?

Desde mi más tierna infancia he sentido una gran fascinación por los cuentos  y las historias, alimentada por los momentos en que me quedaba embobada escuchando cómo mi abuela nos narraba episodios de la mitología y otros cuentos fantásticos ( «Las mil y una noches», «Los cuentos de la Alhambra»…). Después,  comencé yo misma a leer y a descubrir un mundo inabarcable que me absorbió y que a su vez  era capaz de transcender. Las tramas y los personajes no morían en la última página o quedaban suspendidos en un tiempo inexistente. Se mezclaban en mi imaginación unos con otros, intercambiaban características y visitaban otros mundos. Cobraban vida otra vez, pero no eran los mismos. De esta manera me creé mi propio imaginario. Al principio la imagen y las ideas iban muy cogidas de la mano y se  sustentaban de forma mutua. Dibujaba  figuras, casi siempre femeninas o de parejas, los protagonistas varones eran excepcionales, que daban paso a una escena y luego a una historia medianamente compleja y casi siempre trágica. Mis pobres heroínas iniciales terminaban en la mayoría de ocasiones por morir de forma violenta y repentina, luego, eso sí, recibían digna sepultura con mucha pompa y boato, que eso de Eros y Thanatos ya era lo más del romanticismo en mis años jóvenes. Por supuesto, las defunciones no eran tan definitivas como en la realidad, lo cual restaba algo de emoción pero aportaba dinamismo a la historia, y todo era posible desde una resurrección zombi chic hasta un eterno y circular día de la marmota.

 AI- ¿Qué fue lo que te empujó a escribir una novela como Azafata AVEnturas? ¿Cómo surgió la idea?

Azafata-Aventuras-de-So-Blonde«Azafata Aventuras» es mi cuarta novela y un experimento pues es la primera que en realidad escribió So. Quería ver si podía cambiar mi tono narrativo y explotar una vis cómica que hasta el momento se había limitado a pequeñas pinceladas en otros textos, pero que en este lo abarca todo. Aunque pueda parecer lo contrario es una novela con una gran carga estructural, estudiada y calculada, que rompe con los cánones de las narraciones al uso y que, creo, quedó bien en general.

La idea surgió de escuchar anécdotas e historietas de amigas y compañeras de gimnasio que se dedican a esta profesión. Me pareció un tema divertido e interesante para desarrollarlo. Yo no creo que haya que ir muy lejos o inventarse épicos escenarios y mundos para contar buenas historias, me llaman mucho la atención las pequeñas tragicomedias laborales y personales del día a día y que muchas veces quedan relegadas al olvido.

 AI- ¿Tienes algún autor favorito? ¿Alguien a quien tengas como referente?

Hay mil referentes  de estilos totalmente opuestos.  La mezcla de todo lo que me ha llamado la atención me presta a día de hoy un gran servicio en determinados momentos. Nin me enseñó lo que Austen no se atrevió a decir. Massimo Manfredi y Javier Negrete me han reencontrado con la épica clásica,  Robert Graves y Mika Waltari me hicieron amar la novela histórica. Vázquez Figueroa   me enseñó la importancia del ritmo y Mediano, la de los giros argumentales. Respeto a Salichard por lo nimio y detallista de sus historias y al dúo Weis y Hickman por enseñarme las bases de las sagas que perfeccione con Rice.  Pero el que me enseñó a soñar y a creer en la literatura fue Tolkien.

 AI- ¿Qué hace So Blonde cuando no viaja ni  escribe?

Uuuuuuh, muchas cosas, la principal: el tonto.  Luego, si el tiempo da de sí, pues también voy al gimnasio, que este cuerpo tan lozano y vigoroso mis sudores me cuesta;  leo, esto es primordial  porque me relaja, me da ideas y alimenta esa amalgama incoherente de datos que mi cerebro almacena con un orden bastante cuestionable; quedo con amigos y familiares  y con gran tiranía, pero mucho amor nos ponemos la cabeza como un bombo hasta que sentimos que algún cable huele a quemado en nuestro interior. También  enamoro cosas, algunas vivas, otras, no, e incluso alguna de ellas con dos patas ¡oye! ¡Ah!, y el trabajo, claro, una faceta importante que me realiza como ser útil y productivo dentro de la sociedad (y que me permite comprar, aunque esto es secundario, comidita rica para mí y mis seres queridos. Mikaela Jodoroska, mi gata, me recuerda cuán importante es esto (Síiiiiiiiiiiiiiiiiiiii, los crispis son buenos, y el trabajo rrrrrealiza).

 AI- ¿Cómo fueron tus inicios en el mundo editorial? Cuéntanos tus primeros pasos y cómo fue la experiencia.

Pues, como casi todas las primeras veces, fue más bien mala. Yo iba borracha y él me dijo: «La puntita nada….» Coño, no esto no era. Pues eso, que un poco así, el mundo editorial es duro y malo y asco y sobre todo muy cansino con sus plazos y gilipolleces varias. Yo, hoy por hoy, no me considero una autora asentada, muchas veces tu valía o tu capacidad a la hora de escribir se ve restringida por las propias limitaciones de las editoriales, los tejemanejes de las distribuidoras o la indiferencia del público. En nuestro país te preguntan « ¿A quién conoces?» antes de «¿Qué haces?»

 AI- ¿En qué andas metida ahora? ¿Nos puedes decir cuáles son tus proyectos en este momento?

Pues intento vender novelas. Estoy moviendo la  versión integral de «Edificio Hadron» (otra bonita comedia) y aparezco en más antologías de las que puedo recordar con editoriales de distintos niveles. Tengo por ahí, en el aire, la publicación de el segundo libro de «Tiempo de Héroes» una obra coral de la que formo parte con otros autores en que me ha dado muchas satisfacciones.  La verdad es que estoy contenta pues es ahora cuando los editores me dicen: «quiero leer algo tuyo.»  Esto me anima a repasar novelas antiguas y a plantearme las nuevas con más ganas. A mí lo que me cansa de escribir es luego buscar a alguien que te lo comercialice.

Luego tengo unas cuantas cosas en el aire que son ideas maravillosas y muy bonitas pero que se topan con la dura y taimada realidad económica.

 AI-Novela, antologías, relatos en Wattpad,  integrante de ese divertidísimo blog que es Con Un Par de Tacones junto a otras cuatro muchachas que escriben y nos hablan de todo un poco, siempre desde ese punto de vista tan especial y auténtico… Da la impresión de que necesitas estar siempre metida en mil y un fregados y que la literatura y el contar historias, es algo vital de necesidad para ti…

Ah, sí, yo me apunto a bombardeo. Muchas veces no rige tanto la necesidad de contar historias como tales, como la de exponer mis pensamientos e idas de olla. Internet y los blogs te permiten hacerlo de forma inmediata y compartir así esos pequeños textos que no tienen cabida en la forma de publicación más seria. Creo que dentro de algunos años (en realidad esto es ya es un hecho) se sacarán tomos con la recopilación de posts y estados igual que se hace con las columnas y artículos de los periódicos.

Pero, vamos, que  mi supuesta hiperactividad creativa (tengo periodos de tocarme el xixi hasta sacarle brillo) se debe a que tengo mucho tiempo libre.

 AI- ¿Cuál es tu opinión referente al panorama actual de la literatura en nuestro país? ¿Piensas que tanto las editoriales como el público está n dándole por fin la importancia que se merece a los autores patrios, o por el contrario, siguen siendo un tanto marginados en favor de autores extranjeros?

Ji. Esto tiene miga. Creo que hay una apuesta por autores españoles, por cosas nuevas y hechas aquí pero es una apuesta muy en plan indie, un paso dado por editoriales pequeñas que muchas veces trabajan por amor al arte. Las editoriales españolas, en muchas ocasiones, son únicamente distribuidoras y arrendatarias de traducciones y derechos de libros que han tenido éxito en sus países de origen. Valoro el esfuerzo que hacen por traer y editar en castellano ciertos títulos, pero también veo que venden mucha basura extranjera que no pasaría los filtros editoriales que se les exigen a autores nacionales. Por otro lado hay cosas hechas aquí muy, muy, muy buenas que podrían comerse mercados extranjeros pero que no encuentran una salida ni un apoyo real de la industria. Siempre digo que esto no es «cine español» con sus limitaciones que lo alejan de los grandes mercados y producciones, se puede (y se hace) una literatura patria de tanta calidad como grandes bestsellers de fuera.

 AI- Si So Blonde no se dedicase a escribir, ¿en que se mantendría ocupada?

Creo que intentaría sobrevivir al día a día, como hacemos todos. Tengo pocas habilidades reseñables. Las musas fueron parcas conmigo. Pero reconozco que pasiones no me faltan, Me encanta leer, explorar todas mis facetas artísticas y vitales, aunque algunas no den para mucho; y sobretodo ser cada día un poco mejor en algo. Yo pienso que Vivir en mayúsculas es de por sí,  un arte  que conlleva mucho tiempo, esfuerzo y estudio. Así que aunque solo fuera con eso, ya estaría ocupada.

 AI- A So Blonde le asusta……

Los dinosaurios, mucho, en serio, y los tiburones. También las cartucheras y la piel de naranja, pero esto último a un nivel más subconsciente.

En realidad, me aterran cantidad de cosas: quedarme sin ideas y el paso infructuoso del tiempo podrían ser dos ejemplos destacados.

AI- ¿Cómo definirías tu estilo cómo autora? Has tocado el género fantástico de distintas formas, la comedia, el grindhouse… ¿En qué género te mueves más a gusto y que es lo que más te interesa?

1520661_345888245550524_109911314_nNo me catalogo dentro de ningún género en particular. Yo escribo historias con distintos propósitos e intento adaptarme si es un encargo, aun así no siempre lo consigo cien por cien y se me escapa un ramalazo en dirección opuesta a la trazada. Quizás, como en la vida misma, hay facetas para todo y distintos momentos para sacarlas a la luz. Pero, que tire la primera  a quien no se le haya escapado una carcajada en un momento serio o dramático, o  un llanto repentino en medio de una fiesta. C`est la vie. De todas maneras esto es un oficio y siempre digo que un buen carpintero tiene que poder hacer una silla o una mesa o lo que toque.

 AI- Por último: Cuéntanos cuál es el último libro que has leído, la última peli que has visto y el último tema musical que has escuchado.

Estoy leyendo ahora mismo «El huerto del espantapájaros» de Allan J. Arcal, un nene que comienza hora en el sub género del fataterró. Está bien escrito y es entretenido. A la vez, bueno, no al mismo tiempo, releo a Erich Fromm, que se ha convertido en la actualidad en una especie de conciencia morena que me reconcilia con la realidad.

Hace poco me vi «Las animadoras deben morir» una mierda de película que no me acabó de decepcionar porque no esperaba nada de ella pero que me aportó muy poco.

Y mientras os escribo esto tengo puesto« Black Velvet» de Robin Lee que me moja hasta el tobillo con ese lento estilo sureño.

 AI- Pues eso es todo, rubia. Un placer charlar contigo, ya lo sabes.

Gracias a ti, nene.

 

 

.

Entrevista a Carlos Molinero, ganador del premio Minotauro con su novela Verano de Miedo.

Buenas noches, amigos.

Hoy tenemos con nosotros a un invitado muy especial. Carlos Molinero está en boca de todos, en el candelero,  tras haberse hecho con el galardón del premio Minotauro con su novela Verano de Miedo, una revisión al género vampírico que pretende recuperar el viejo espíritu de películas como Noche de Miedo (obvio homenaje en el título) o Jóvenes Ocultos. Estoy ahora mismo a puntito de empezarla, siendo consciente del gran debate generado sobre ella y os aseguro que tengo ganas de saber a quien darle la razón, pero de entrada el argumento promete, el hecho de utilizar un estilo narrativo tan poco convencional (casi me atrevería a decir que la pura evolución del género epistolar aplicado a las nuevas tecnologías) y lo poquito que llevo leído, me tienen muy intrigado. Sea como sea, os puedo asegurar que Carlos es un tipo agradable, simpático, un tanto agobiado por la crisis de los cuarenta, convencido de lo que hace,  y que ha sido un placer que nos hable de la novela, de sus proyectos y de otras cositas interesantes.

Sin ganas de seguir dando la brasa con mis tonterías, os dejo con la entrevista. Espero que la disfrutéis.

1. AI -¿Quién es en realidad Carlos Molinero?

En realidad, no sé, en ficción te digo que es un poco cliché. No tiene la crisis de los cuarenta, la crisis de los cuarenta le tiene a él. Hace cosas estúpidas y peligrosas que nunca hizo poniendo en peligro su escasa salud. Se gana la vida escribiendo guiones, cosas que es cada día más ficción y menos realidad.

2. AI- ¿De dónde viene tu afición a la literatura y al oficio de juntar letras?

1412703174372Supongo que de mi padre, que desde pequeño nos metió en el cine y en la lectura como algo divertido, en ser un niño un poco autista con demasiada imaginación, demasiada y aterradora imaginación.

Mi primera especie de novela la escribí con ocho años. Una suerte de mezcla de detective y fantasmas. A los nueve grabé un programa de radio de terror en cintas de audio “Crescendo” con gran éxito en mi familia y patio de vecinos.

Y a los diez escribí los estatutos de una secta llamada “Muerte Total”, cuyos acólitos terminamos en el despacho del director por llamar a los telefonillos de alguna profesora de inglés veinteañera y perseguir a nuestras compañeras por la calle con máscaras de gato robadas a una función teatral.

3. AI- ¿Qué fue lo que te empujó a escribir una novela como Verano de Miedo? ¿Cómo surgió la idea?

Cuando hace años, no diré cuantos, terminé de rodar la película “Salvajes”, quería hacer algo más lúdico, que alimentara mi parte friqui. Pensé algo de vampiros para un guión, pero no terminaba de funcionar. Tenía personajes muy claros y su cabeza, su forma de pensar era lo que me parecía más interesante. Al poco fue surgiendo la idea de hacer una novela, pero cuando leí “Crepúsculo” y volví a leer “Drácula” oí la voz de Bram Stoker: “Tienes que recuperar al vampiro como figura de maldad absoluta, la muerte, la sangre, el formato epistolar”. Y así lo hice. Yo lo llamé inspiración. Los psiquiatras trastorno disociativo de la realidad.

4. AI- ¿Tienes algún autor favorito? ¿Alguien a quien tengas como referente?

El concepto empanada mental es la descripción de mi cabeza, así que no quiero genera más caos en el mundo.

Para “Verano de Miedo” los referentes son muy claros.

Por la parte vampírica la criatura fundacional “Drácula” de Stoker y “El misterio de Salem´s Lot” de Stephen King.

Por la parte de llevar este mundo terrorífico a la meseta castellana Rafael Azcona y su visión ácida y tierna de sus personajes. Un autor que ha sido un modelo es Emilio Carrere, un genio que merece ser reconocido y más conocido. Su humor afilado, su aproximación al terror y la fantasía sin perder la comedia es fascinante.

 Por último hay historias que lees en la infancia y se quedan grabadas, yo “El monte de las ánimas” de Becquer y muchas de sus leyendas son historias que incrustan el fantástico en mitad de noches veraniegas. Recuerdo con especial susto una versión en cómic que leí a finales de los setenta que sigue invadiendo mi cerebro.

5. AI- ¿Qué hace Carlos Molinero cuando no escribe?

Leo bastante, pero menos de lo que quisiera. Voy al cine todo lo que puedo. Veo series como todo el mundo. Demasiadas, como todo el mundo. Intento no engancharme a ningún videojuego porque con la edad soy más compulsivo y hasta que no los termino no paro. No juego online para no morir como si fuera un adolescente coreano. Voy mucho al teatro. Como mejor que hace unos años, pero sigo comiendo mal. Intento hace algo de deporte por prescripción, pero no por convicción, ni por apetencia.

Un parte que me desgasta mucho, pero también me aporta mucho a todos los niveles es la enseñanza. Estoy de profesor en la ECAM, la escuela de cine en la que nací, el Instituto del Cine de Madrid y hago algunas visitas a masters de guión como el de la UPSA o el de la Carlos III-ALMA.

 Ahora estoy con un par de cosas de teatro rondando la cabeza y quiero volver a rodar una peli, pero en plan kamikaze y subversivo, es decir, sin un puto duro.

Además con el cliché de la cuarentena hago cosas que necesitarían mucha explicación para intentar no parecer ridículas, así que os las voy a ahorrar. Hago cosas ridículas típicas de cuarentón. Usad la imaginación. Pero de un cuarentón pobre. Nada de Ferraris y similares.

6. AI- ¿Cómo fueron tus inicios en el mundo editorial? Cuéntanos tus primeros pasos y cómo fue la experiencia.

Mis inicios en la escritura fueron en el Taller de Escritura de Enrique Paéz. Sin Enrique no habría sido escritor y seguramente habría sido algo todavía más nocivo para la sociedad.

El primer año de su taller quería apuntarme, pero no tenía ni una peseta, así que con todo el morro le envíe un relato y le pedí una beca. Me llamó por teléfono a los pocos días y me invitó a su taller totalmente gratis. Allí aprendí muchas cosas, no solo de escritura. Ese año al final de curso el taller público un relato de cada uno de los alumnos y fue la primera vez que me vi dentro de un libro. La primera y casi la última hasta “Verano de Miedo”.

7. AI- ¿En qué andas metido ahora? ¿Nos puedes decir cuáles son tus proyectos en este momento?

Además de lo dicho anteriormente de teatro y película en plan Bola de Cristal, “solo no puedes, con amigos sí”, estoy de guionista en la serie “Cuéntame”, escribiendo ahora mismo el capítulo 284, ahí es nada. Los Alcántara son más longevos que los Kennedy. Cosa no muy difícil, por cierto.

Hace casi veinte años algunos amigos escritores y mutantes similares montamos un taller de literatura gótica, de la que salió material muy interesante, pero poca gente acabó sus novelas porque éramos demasiado tranquilos.

Ahora con los años nos hemos vuelto a juntar en un taller de novela negra, pero en plan radical. Nos reunimos una vez a la semana y hay que llevar escritas siete páginas de tu novela a doble espacio. Hay que escribir y escribir. No tiene que ser bueno, no tiene que ser original. Tiene que existir y ya está. De momento la cosa fluye.

8. AI-Premio Minotauro… ¿Qué nos puedes contar en lo que concierne a presentarse a un certamen de estas características? Es evidente que el premio es suculento, además de la promoción y la publicidad que conlleva, pero no es menos cierto que la polémica está servida. Son muchos los detractores y los que dudan de la imparcialidad del jurado y de la legitimidad de los ganadores. ¿Cuál es tu opinión personal al respecto, ahora que eres parte implicada dentro y  te has convertido  en el foco de todas las miradas y comentarios?

“Verano de Miedo” es una novela que escribí hace años y moví sin suerte por casi todas las editoriales. Así que lo de ganar el Minotauro me ha dado mucha alegría, porque pensaba que era una novela que no saldría del disco duro. Yo no tengo ni idea del mundo editorial, pero en el caso de mi novela uno de los jurados, Ángel Sala, director del festival de Sitges, era colega, pero cuando leía la novela no sabía que el autor era yo.

Cuando tras la deliberación abrieron la plica y vio quién era el escritor por lo visto dijo: “Ahora entiendo muchas cosas”.

9. AI- ¿Cuál es tu opinión referente al panorama actual de la literatura en nuestro país? ¿Piensas que tanto las editoriales como el público está n dándole por fin la importancia que se merece a los autores patrios, o por el contrario, siguen siendo un tanto marginados en favor de autores extranjeros?

BzYb1FiCIAA9uDiMe preocupa que solo haya o Bestsellers con promoción de estreno de Hollywood o libros muy minoritarios, que pasan desapercibidos y cuya edición es más una acto de convicción, que un posible negocio. Me da mucha tristeza que autores que antes se publicaban sin dudar, ahora ya están desaparecidos. Y no son gente menor. Clive Barker, por ejemplo, creo que sus dos últimas novelas todavía no están en castellano.

En cuanto al panorama de los autores españoles me parece que están marginados, pero no con respecto a los autores extranjeros en general, sino respecto a los autores de superventas. Me parece también que la literatura no tiene el peso que debería en la televisión o en la prensa. Muchas veces la dificultad para un autor es que simplemente sepan de tu existencia.

Pero bueno vivimos en un país que está rebuscando ahora los huesos de Cervantes porque murió en la miseria, estuvo en la cárcel y le hicieron ediciones piratas para aburrir.

Afortunadamente para los escritores la cosa no ha ido a peor.

10. AI- Si Carlos Molinero no se dedicase a escribir, ¿en que se mantendría ocupado?

Yo estudié la carrera de matemáticas, así que si hubiera sido estudioso y aplicado me habría sacado una oposición de profesor de instituto. Vamos que no sería profesor de instituto.

Supongo que como muchos de mis compañeros habría terminado en la informática. Con suerte para la humanidad programando en alguna consultora de medio pelo, sin suerte para el género humano en algún banco enredando con fórmulas para predecir la bolsa y similares.

Sí, amigos, el crack económico podría haber sido todavía peor.

11. AI- A Carlos Molinero le asusta……

Que llegue el día que no pueda pagar la hipoteca y el banco se quede con mi devaluada casa, mis libros y algún órgano interno que esté medio sano.

La enfermedad y muerte de mis padres.

La enfermedad y muerte de mis amigos.

La enfermedad y muerte de mí mismo.

No os riáis, así estaréis a los cuarenta.

12. AI- Tu novela destaca por…

Es una novela de vampiros como Stoker y King mandan. Los vampiros son inhumanos y sanguinarios. Los humanos son frágiles y cobardes. El amor duele mucho en vida, pero todavía más después. Y muchas veces cuando todo está perdido el humor es lo único que nos permite mantener la cordura y enfrentarnos a nuestros miedos o a nuestra propia muerte.

Los adolescentes no son guapos, no son demasiado listos, no los quiere nadie y sufren mucho para perder la virginidad y no para mantenerla.

Además su forma a base de correos, chats, SMSs, etc. es adecuada para el mundo en que vivimos, fragmentarios, ruidosos y caóticos. Creo que sintoniza muy bien con los cerebros hiperestimulados de este siglo.

¿He dicho ya que los vampiros son malos y sanguinarios?

13. AI- Por último: Cuéntanos cuál es el último libro que has leído, la última peli que has visto y el último tema musical que has escuchado.

El último libro que he leído es “El balcón en invierno” de Luis Landero.  Lo único que puedo hacer es recomendarlo porque todo lo que diga se va a quedar corto. Leedlo sin dudar.

Ahora estoy leyendo “Condenada” de Chuck Palahniuk (siempre tengo que mirar en Google como se escribe). Con Palahniuk soy un fanático sin criterio. Todo lo que escribe me divierte, me remueve, tanto que dejo sus libros para leer en momentos de medio tranquilidad.

La última película que he visto es la de “Dos días y una noche” de los hermanos Dardenne. A mí me ha gustado mucho y dentro de las películas de estos belgas es casi un thriller. Tengo pendiente ir a ver “Drácula, la leyenda jamás contada” y la verdad es que tengo bastante miedo. Pero no del miedo-risa, del miedo de “¿qué habrán hecho?”. Este fin de semana cae.

En lo de la música voy a ser dramáticamente sincero y voy a coger el último tema que tenga en el Spotify. Para mí esto es un acto de intimidad de primera magnitud. Me daría mucho más pudor que la gente ve mis lista de Spotify que las páginas porno o los vídeos de gatitos. En realidad no soy un pervertido. No veo vídeos de gatitos.

La última canción que tengo es “Asmodee” de un grupo de Death Metal sueco que se llama “Necrophobic”.  No es mi grupo favorito, pero molan bastante. Llegue a ellos a través de las recomendaciones automáticas de Last.fm o de Spotify.

Pero vamos, que en lo musical tengo la misma empanada que en todo lo demás.

Lo mismo subo a Twitter o algo parecido las listas de música con las que escribía cada personaje para mostrar que realmente soy alguien que necesita ayuda. Aunque sea musicalmente hablando.

Y por favor, si se acerca un vampiro y dice que es simpático y brilla bajo el sol… Miente. O no es un vampiro. O simplemente va a desangraros hasta morir.

Tened cuidado.

Pues eso es todo, compañero. Muchísimas gracias por  tu tiempo. Ha sido un verdadero placer charlar contigo.

El placer ha sido mío. Un saludo.

 

 

Entrevista a Juan Cuadra Pérez, autor de El Libro de Ivo

Pues si, amiguitos. Hoy tenemos como invitado a un autor al que tenía muchísimas ganas de conocer. Ya conocéis mi opinión sobre su novela El Libro de Ivo y me apetecía descubrir al tipo que sentado frente a su ordenador, fue capaz de parir una historia tan cojonuda y que como ya sabéis, me ha parecido una de las mejores novelas que me he echado en cara este año (y llevo unas cuantas).

Sin más preámbulos, os dejo con la entrevista. Disfrutadla.

Entrevista a Juan Cuadra Pérez, autor de esa MARAVILLA que es El Libro de Ivo:

AI -¿Quién es en realidad Juan Cuadra Pérez?

Juan Cuadra - El libro de Ivo - FantascyEn realidad Juan Cuadra es un tío con melena y barba que empezó a escribir su primera novela de terror en un portátil con pegatinas de Hello Kitty. O en realidad Juan Cuadra es un profesor de lengua que va al instituto en bicicleta y se pone una bufanda enorme en invierno. En realidad somos personas distintas en cada lugar y en cada momento. O lo que viene a ser lo mismo, no hay un Juan Cuadra de verdad, sólo una suma de fragmentos.

AI- ¿De dónde viene tu afición a la escritura?

Viene de que no es una afición, sino una necesidad: la necesidad de contar historias. Desde siempre. Lo que pasa es que esa necesidad de contar historias inicialmente se compensaba con la sensación de que no iba a tener la constancia necesaria como para completar una novela, y las historias iban tomando otras formas. Campañas de rol, relatos, algún guión de cine. Hasta que llegó un momento en el que tenía el tiempo, los conocimientos y en teoría la voluntad necesaria para escribir. Así que me quedé sin excusas, y desde entonces llevo escribiendo sin parar.

    AI- ¿Qué fue lo que te empujó a escribir una novela como El Libro de Ivo, novela que según todas las opiniones que me han llegado hasta la fecha y que comparto, resulta toda una revolución dentro del género fantástico en nuestro país? ¿Cómo surgió la idea?

El Libro de Ivo surge de quedarme sin cosas que leer. De una época en la que Clive Barker llevaba casi diez años sin escribir terror, enfrascado en la escritura de Abarat. Y del convencimiento de que yo podía hacer algo así: crear mundos, planos, realidades. Contar historias no de monstruos que entran en nuestro mundo, sino de realidades que se solapan y de monstruos que somos nosotros. Quería contar una historia que creía que faltaba, en realidad varias que se van enlazando. La primera, la de qué sucedería si todos nos viésemos obligados a sacar lo que llevamos dentro y decidir si seremos cazadores o víctimas. La segunda, que se extiende en los tres siguientes volúmenes, sobre qué harías si hubiese un lugar donde cualquier cosa está permitida.

     AI- ¿Tienes algún autor favorito? ¿Alguien a quien tengas como referente?

Clive Barker transformó el modo en que se entiende la literatura de horror, y no sólo la literatura, sino también el cine y diría que todo el imaginario visual a partir de los años noventa. Porque altera la estructura habitual en la narración de terror. Primero son monstruos que entran en nuestro mundo, como Drácula. Luego, cuando llega Lovecraft, el horror es el cambio de perspectiva, descubrir que lo que creíamos que era el centro es una parte insignificante de algo mucho mayor. Pero con Clive Barker el monstruo para a ser parte de la realidad, y el humano, con sus comportamientos humanos, pasa a resultar monstruoso ante nuestros ojos. Y cualquiera que haya leído Cabal sabe perfectamente de lo que hablo. Así que a Clive Barker le debo esa fascinación por las realidades y los límites de lo que es monstruoso y lo que no, de lo que es correcto y lo que no. Y también la sinceridad, que para mí es no ocultar al lector ni la violencia ni el sexo cuando suceden. Por otro lado, de Neil Gaiman y de The Sandman aprendí que una historia no siempre requiere un único personaje para ser contada, y más aún, que una historia puede contarse mediante muchas historias pequeñas, y a veces ese es el único modo de narrarla. Además de esos dos, creo que leer escritores de otras culturas siempre te hace abrir un poco más las miras, aprender cosas que no sabías que tenías que aprender, y aquí tendría que nombrar a Sergei Lukyanenko y la Saga de los Guardianes, que es un ejemplo fascinante de fantasía urbana.

    AI- ¿Qué hace Juan Cuadra Pérez cuando no escribe?

Dar clase, abrir la biblioteca del instituto en el que doy clase alguna tarde, llevar demasiados blogs para adelante, preparar talleres de igualdad y sexismo, acompañar a mi peque al patinaje… Y si hay suerte y es un día que no es de trabajo, cocinar, ver cine o series, estar con las personas importantes… Y mientras hago todo eso pensar en lo que me toca escribir el día siguiente, en cada momento en el que la mente puede alejarse una pizca de lo que está haciendo el cuerpo. 

    AI- ¿Cómo fueron tus inicios en el mundo editorial? Cuéntanos tus primeros pasos y cómo fue la experiencia.

Para mí editar ha sido un extraño proceso en el cual yo me quedaba en mi casa escribiendo y mágicamente todo iba sucediendo. Encontré agente en cuanto empecé a buscar, una agente increíble que es Txell Torrent, de la agencia MB, y ella me dio los primeros consejos para que El Libro de Ivo fuese una novela que valía la pena intentar publicar. Y una vez que estuvo visible, yo seguí con la segunda parte mientras que ella iba, venía, hablaba, volvía a hablar. Todo esto fue un proceso lento y largo, pero un proceso que iba sucediendo sin que yo tuviese que preocuparme. Y tras algo más de un año me dijo que tenía editorial, que era Fantascy, y un año después el libro ha salido a la luz. Creo sinceramente que he tenido una suerte increíble en que primero mi novela llegase a manos de Txell, y después de que Txell se la presentase a Emi Lope. Gracias a mi agente y mi editora entrar en el mundo editorial ha sido un vieaje aparentemente sencillo y emocionante… y tan lento como los trenes de antes, que tardaban media vida en llegar a cualquier lado, pero llegaban.

 

    AI- ¿En qué andas metido ahora? ¿Nos puedes decir cuáles son tus proyectos en este momento?

Sigo sin parar de trabajar. En el momento en el que me confirmaron que El Libro de Ivo iba a publicarse yo ya tenía recién terminada la segunda parte, El Libro de Sombra (y poder leer esa segunda parte fue una de las cosas que impulsaron a Fantascy a apostar por la primera), con lo cual la sensación fue de responsabilidad más que de éxito. Había tres novelas detrás de El Libro de Ivo, y tenía que esforzarme en que fueran iguales o mejores y en que la historia que yo quería contar fuese lo más interesante posible. Ahora mismo llevo algo más de la mitad de la tercera parte, El Libro de Lucian, y me queda por delante al menos año y medio de trabajo antes de que la saga llegue a su fin, probablemente dos años. Después vendrán otras historias, eso lo tengo totalmente claro. Decía John Constantine en Los Libros de la Magia más o menos que con la magia tú decides si quieres bajar de la acera o no, pero una vez en la carretera no hay vuelta atrás. Escribir es lo mismo. Así que voy a hacer como Cervantes en el final del Quijote, y diré que tras la Saga de la Ciudad vendrá un libro inspirado en la mitología hebrea; y otra novela con un mundo paralelo de seres de cuero, trapo y vapor; y después quizás algo que se llamará El libro de las Invasiones. Pero a corto plazo es la Saga de la Ciudad lo que me ocupa todo el tiempo. Ahora el Libro de Lucian, después El Libro de Siiri.

    AI- ¿Papel o  ebook?   ¿Cuál es tu preferencia a la hora de publicar? ¿Crees que los libros electrónicos suplirán al formato físico?

Me encanta el papel. Y los libros en papel son preciosos. Pero la cruda realidad es que últimamente leo más en digital que en papel por una simple cuestión de espacio en las estanterías, o más bien de su ausencia. No creo que los libros electrónicos lleguen a reemplazar totalmente a los físicos, porque a los que nos gustan los libros nos encantan los libros como objeto. Aspecto, tacto, olor. Y nos encanta pasear por una librería y estar rodeados de libros. Es más, visto que de nuevo se ven vinilos en las tiendas no tengo ninguna duda de que seguirá habiendo libros en papel. Lo que no tengo tan claro es cuál será el formato mayoritario. Eso habrá que ir viéndolo.

    AI- ¿Cuál es tu opinión referente al panorama actual de la literatura en nuestro país? ¿Piensas que tanto las editoriales como el público están dándole por fin la importancia que se merece a los autores patrios, o por el contrario, siguen siendo un tanto marginados en favor de autores extranjeros?

Creo que en literatura nos pasa un poco como pasaba en el cine hace unos años. El mito de que el cine español es cutre y aburrido todavía se escucha hoy en día. Sobre todo en boca de gente que no se ha dignado a ver nada hecho en España. Y cada año se hacen películas increíbles con actores geniales, que cada vez va a ver más gente. Cosas que no nos pensábamos que podían llegar a hacerse en España, como fue Eva hace un par de años, como La Isla Mínima, que es lo último que he visto en el cine. Y en literatura seguimos probablemente con esa inercia, en la cual para muchísimas personas “autores españoles” es sinónimo de historias de la Guerra Civil y la postguerra, de realismo más o menos rancio y de novelas aburridas. Que es lo que les hicieron estudiar en el instituto, y probablemente lo único que han leído. La mayoría de los lectores españoles no conocen a autores españoles de literatura de género, porque es muy complicado llegar hasta ellos. Y tenemos autores muy buenos, que publican un año tras otro, pero en editoriales de un alcance tan limitado que el público, esa masa que compra los libros en las grandes superficies y que no tiene dónde informarse sobre lo que se está editando, no sabe ni siquiera que existen. Por ejemplo, Felix J. Palma publica en Plaza & Janés, y la gente lee steampunk sin darse cuenta de que lo está leyendo, y a todo el mundo le suena. Pero hablas de Emilio Bueso o de Jose Antonio Cotrina y te miran sin tener ni idea. Por ello, cuando llega la hora de editar un nuevo autor,creo yo sigue siendo más fácil poder poner “betseller en Estados Unidos” que arriesgar por un autor español que todos los que lo han leído piensan que es increíble, pero que no le suena a casi nadie. No obstante, quiero creer que es cuestión de tiempo y de insistencia que, como en el cine, la percepción cambie. Así que habrá que seguir publicando cosas interesantes y bien escritas, sea en la editorial que sea.

    AI- Si Juan Cuadra Pérez no se dedicase a escribir, ¿en que se mantendría ocupado?

Las historias tendrían que salir por algún lado, así que probablemente habría reunido a un nuevo grupo de jugadores y haría campañas de rol con arcos argumentales de meses y tramas complejas e intrincadas, con decenas de personajes no jugadores totalmente detallados… que después se perderían en la carpeta de aventuras terminadas. Lo cual en realidad es escribir, pero de otra forma. Así que de un modo u otro estaría escribiendo.

    AI- A Juan Cuadra Pérez le asusta……

Me asusta dejar la historia a medias, ahora que ya tiene lectores, lectores de verdad, lejanos y desconocidos. Eso crea una responsabilidad que me asusta no porque  dude sobre si seré capaz de terminar la saga (de eso no hay que preocuparse, todo está controlado), sino porque es algo que en ciertos momentos no va a depender de mí: dependerá de las ventas, de departamentos que sólo miran lo económico y el márketing. Y como creador me asusta porque no tengo ningún control sobre ello. Poco más me asusta, la verdad. Cuando el miedo se convierte en arte, deja de dar miedo.

    AI- Tu manera de entender el género fantástico  se sale de lo que suele ser habitual. El Libro de Ivo es una novela de fantasía oscura, urbana y onírica (nunca mejor dicho), que le trae al lector reminiscencias a cosas tan dispares como esos mundos paralelos de King, la crudeza y la visceralidad de Clive Barker, la forma de crear personajes arquetípicos del mejor Gaiman, la oscura  y perversa versión del País de las Maravillas de los comics de Zenescope e incluso a ciertas afinidades con la mitología Griega….¿Eres consciente de esas influencias (u otras),  a la hora de escribir o te has limitado a dejarte llevar por la propia historia y aquello que imaginabas?

eldiAlgunas influencias sí las he tenido totalmente claras, y no intento ocultarlas lo más mínimo; de hecho, El libro de Ivo comienza citando la primera frase del número inicial de The Sandman. Pero en realidad no son influencias en la novela, son influencias que he tenido a lo largo de estos años, que han ido dejando algo en mí y que me han permitido contar lo que quería contar, que puede tener una pizca o un toque de muchas cosas, pero que quiero creer que es algo diferente, que es mi propia historia, y ese carácter propio se irá viendo más en las siguientes partes. Después me ha resultado muy curioso que se citaban como influencias o referencias cosas que no he leído. Por ejemplo, la editorial en su publicidad relacionaba El Libro de Ivo con Crossed, de Garth Ennis; y ahora tengo muchas ganas de leerlo, porque de Garth Ennis sólo he leído Predicador y sus tramas de Hellblazer. También tendré que apuntarme esos cómics de Zenescope.

   AI- Por último: Cuéntanos cuál es el último libro que has leído, la última peli que has visto y el último tema musical que has escuchado.

El último libro que he terminado ha sido La Ciudad y la Ciudad, de China Miéville, que me ha gustado mucho a pesar de que yo esperaba algo más fantástico y menos de novela negra. La última película fue Capitán América: el soldado de invierno, que también me gustó . Y la última canción, Another Me “In Lack’ech”, de Epica, uno de mis grupos habituales.

 Pues eso es todo, compañero. Muchísimas gracias por  tu tiempo. Ha sido un verdadero placer charlar contigo.

Lo mismo digo. Un saludo.

 

 

 

 

Entrevista a Fernando Polanco Muñoz, autor de ZOMBI D´OR: Ciudad de Vacaciones

Buenas noches, queridos Lectores Ausentes. Hoy tenemos con nosotros a un invitado muy especial: Fernando Polanco. Escritor, guionista, director, cinéfilo empedernido y con síndrome de hiperactividad no diagnosticado, pero evidente.

Os dejamos con la entrevista…

 

1. AI -¿Quién es en realidad Fernando Polanco?

Un zagalillo gaditano que jugó con juguetes hasta los quince años y que sólo le pide al mundo que su abuela siga haciendo tortillitas de camarones hasta la eternidad.

10744657_10205353504102980_697540691_n2. AI- ¿De dónde viene tu afición a la escritura?

Del instituto. Puede que sea el primer chaval del mundo que abrió un libro de literatura y se interesó por uno de tantos clásicos: Miguel de Unamuno. Para mí fue toda una revelación leer de qué iba “Niebla”. Es curioso cómo una simple sinopsis te puede cambiar la vida.

Recuerdo que los Reyes de ése año me trajeron el libro, lo devoré y el estilo de Unamuno me enganchó tanto que tardé menos de un año en leerme toda su obra. Me convertí en un verdadero frikazo. Tanto, que fui a Salamanca para ver su casa y empaparme de su ambiente. Para que te hagas una idea de lo friki que fui: llevaba casi dos años dejándome una trenza de padawan jedi y, en una suerte de ritual inventado, me la corté y la arrojé al río Tormes. Mi obsesión con Unamuno era enfermiza enfermiza. Vista ahora, incluso preocupante. Pero, qué coño, fue el hombre que me provocó literariamente, el que encendió una llama que aún no se ha apagado.

3. AI- ¿Qué fue lo que te empujó a escribir una novela como ZOMBI D´OR? ¿Cómo surgió la idea?

“Zombi d´Or” es un encargo de Ediciones Kiwi. La editorial me pidió que escribiera algo de terror juvenil sabiendo de mi afición por el género.

Sinceramente, al principio no sabía qué historia podía mezclar los elementos “terror” y “juvenil” sin que me viniera cierto tufo a “crepusculoca”. Tenía que sentirme cómodo para pasarme el año y medio que me pasé tecleando, y vi la luz cuando se me ocurrió el título: zombis de la tercera edad en Marina d´Or. ¡¿Cómo no se le había ocurrido a nadie antes?!

4. AI- ¿Tienes algún autor favorito? ¿Alguien a quien tengas como referente?

Creo que después de la segunda pregunta queda claro cuál es mi autor fetiche, jejeje.

Después de Unamuno puedo decir más referentes. Referentes muy locos, aviso. Allá van: Ende, Mortadelo & Filemón, las conversaciones de Juan y Medio con esos locos bajitos, la colección de Pesadillas, Douglas Adams, las letras de las canciones de Los Delinqüentes, y paro ya porque me van a encerrar en un psiquiátrico con semejante cóctel.

5. AI- ¿Qué hace Fernando Polanco  cuando no escribe?

Escribir.

No, en serio. Tengo un problema de hiperactividad. Mi novia tiene que obligarme a parar porque si no,  no hago otra cosa durante el día.

Además de escribir: me gusta mucho ir al cine, tener conversaciones trascendentales birra en mano y jugar al rugby (el mejor deporte del mundo).

Ah, y algo que llevo haciendo cada día desde el 2001: visitar OINK!

6. AI- ¿Cómo fueron tus inicios en el mundo editorial? Cuéntanos tus primeros pasos y cómo fue la experiencia.

Mi primer relato editado fue hace tiempo. Tenía 18 añetes, me presenté a un concurso organizado por Ediciones Beta y formé parte de la antología en papel “El más allá y otros relatos”. Era una historieta sobre un chaval que persigue a unos pájaros que cagan chocolate líquido. Una epopeya (já).

Eso fue en 2007, luego no me volvieron a publicar nada hasta el año pasado. Gracias a Guillermo Tato y a Juande Garduño tuve el honor de aportar mi punto de vista zómbico a “Body Shots” de Daniel Expósito. Esta experiencia me ayudó a conocer a mucha gente del mundillo del terror literario con la que tengo muy buena relación actualmente.

7. AI- ¿En qué andas metido ahora? ¿Nos puedes decir cuáles son tus proyectos en este momento?

¡Uf! Me da dolor de estómago cuando pienso en los berenjenales en los que me meto.

A ver. Como prioridad máxima tengo la escritura de una película que estoy desarrollando junto a un director que ya ha dirigido un par de pelis. Es un proyecto en el que tengo mucha confianza y del que espero dar buenas noticias en breve.

Luego tengo pendiente de estreno dos cortometrajes como guionista: “Camilo”, proyecto final ESCAC rodado en 35 mm. dirigido por José Sierra, y “Tictactópolis” cortometraje de animación infantil también dirigido por José Sierra que se estrenará en el Canal 22 de México a mediados de noviembre. Con este director mexicano también estoy trabajando en varios proyectos gordos paralelamente.

Además, estoy desarrollando con Sergio Morcillo (director del booktráiler de “Zombi d´Or) y con Carlos J. Marín el guión de un cortometraje de terror. También participo en la webserie “Números” como director y guionista (mi pieza se estrenará en marzo). Y, así a medio plazo, estreno un microteatro en Madrid (“Spanish Hipster Story”) y estoy terminando de escribir una obra interactiva que se representará en la cafetería madrileña La Paca.

Oh, que se me olvidaba. También participo en 7SINS, una película colectiva de terror. Estamos buscando un padrino que nos dirija uno de los fragmentos. Aquí el concept teaser:

«7Sins (Seven Sins)» clip-o-matic — Concept Trailer from 7SinsMovie on Vimeo.

¿Qué de dónde saco tiempo? Pregúntaselo a mi almohada.

8. AI- ¿Papel o  ebook?   ¿Cuál es tu preferencia a la hora de publicar? ¿Crees que los libros electrónicos suplirán al formato físico?

Yo soy más de papel, pero creo que como todos los que somos “lletraferits” (tenemos que encontrar ya una castellanización de este término en catalán).

A pesar de eso, hay que cuidar el Amazon(as) y el ebook lo veo como una gran alternativa, sobre todo para lecturas del día a día. ¿Qué te pasan un guioncete de corto para leer? Pues en el ebook. ¿Un borrador de una novela? Ídem. ¿La lista de la compra? Ídem.

9. AI- ¿Cuál es tu opinión referente al panorama actual de la literatura en nuestro país? ¿Piensas que tanto las editoriales como el público están dándole por fin la importancia que se merece a los autores patrios, o por el contrario, siguen siendo un tanto marginados en favor de autores extranjeros?

Por desgracia, la máxima “lo de fuera siempre es mejor” sigue imperando, y sé que esto da para debate y que no se puede generalizar.

Lo que es un hecho, a nivel literario y cinematográfico, es que sigo teniendo las mismas discusiones con la gente sobre por qué la “literatura española” o el “cine español” no son géneros sino nacionalidades.

10. AI- Si Fernando Polanco no se dedicase a escribir, ¿en que se mantendría ocupado?

Vería películas eternamente. Hay tanto cine por descubrir que da vértigo. Me pasaría el día encerrado en una sala de cine con un gotero enchufado al brazo.

11. AI- A Fernando Polanco le asusta……

Los pelirrojos.

Me acojonan.

¿Viste “About Time”? Cada vez que había un primer plano de ése tío me temblaban las piernas. Los pelirrojos son los hijos del demonio en la Tierra. No lo digo yo, lo dice Romain Gavras en “Notre jour viendra”.

12. AI- Tu novela destaca por un sentido del humor hilarante, muy nuestro, tipycal spanish, donde se notan las puyitas y los guiños a esa España de pandereta  y cañí, bien tratado y sin perder el contacto con la realidad que podemos palpar. Una forma de hacer comedia  difícil quizás de extrapolar a otras nacionalidades. ¿Es algo premeditado? ¿Crees que los lectores de Latinoamérica serán capaces de entrar en el juego y hacerse una idea de lo que plasmas en la novela?

Creo que es una novela tan efectiva como localista y caduca. Esta historieta sólo tiene sentido en España y ahora. Muchas de las coñas que hay no se entenderán en diez años, es algo de lo que me he dado cuenta a posteriori.

Esto sólo nos lleva a una cosa: hay que leer “Zombi d´Or” YA.

13. AI- Por último: Cuéntanos cuál es el último libro que has leído, la última peli que has visto y el último tema musical que has escuchado.

Último libro: “Los Modlin” de Paco Gómez, una verdadera joyita.

Última peli: “Pancho, el perro millonario”. No me juzguéis por esto, jaja. Tengo colegas con los que quedo para ver pelis protagonizadas por perros. Nuestra preferida: “El perro que salvó la navidad”, recomendadísima.

Última canción: “Seasons” de Future islands. La escucho en bucle desde que mi amigo Antonio me la recomendara. Justo vamos esta noche al concierto del grupo en Madrid.

De hecho, esta canción me parece la manera perfecta de acabar la entrevista:

http://www.youtube.com/watch?v=GK4lD3Uf8_o

AI- Pues eso es todo, compañero. Muchísimas gracias por  tu tiempo. Ha sido un verdadero placer charlar contigo.

Gracias a ti. Un saludo.

 

 

Entrevista a Óscar Bribián, autor de El Sueño del Depredador

Entrevista a Óscar Bribián, autor de Raazbal, Mentes Perversas y la inminente El Sueño del Depredador.

1.   AI -¿Quién es en realidad Óscar Bribián?

OB- Alguien que descubrió muy pronto que la imaginación es el más poderoso de los entretenimientos.

2.   AI- ¿De donde viene tu afición a la escritura?

ob1OB- La necesidad de comunicar y transmitir historias nació muy pronto, quizá porque también leía bastante y, debido a algún cambio de ciudad motivado por el trabajo de mi padre, esa ruptura de amistades infantiles hizo que en esa época mi entretenimiento se basara en los cómics, los libros y los juegos. Con 8 años escribí mi primer relato, que pocos años después fue seleccionado para una modestísima obra teatral escolar. Por esa época me pasaba muchas noches elucubrando historias, a modo de escenas cinematográficas, que repetía una y otra vez en mi cabeza como un director perfeccionista. A veces lo volcaba en papel. Aunque no fue hasta los dieciséis años cuando la creación literaria se convirtió en un hábito.

3. AI- ¿Que fue lo que te empujó a escribir una novela como El Sueño del Depredador, novela que a pesar de seguir manteniendo ciertos toques fantásticos, se aleja tanto de cosas como Raazbal? ¿Cómo surgió la idea?

OB- En realidad, Raazbal nació a edad muy temprana (aunque se publicó en 2010), en una época en la que leía bastante novela histórica y perduraba el poso de lecturas fantásticas. Ahora es muy diferente, aunque el poso fantástico sigue existiendo, sobre todo en mis relatos cortos, pero prefiero desenvolverme en otros ámbitos. El sueño del depredador es un thriller policíaco y psicológico donde juego un poco con la ambigüedad fantástica gracias a la imaginación de algún personaje. La idea nació a raíz de documentarme acerca de la psicopatía y las enfermedades mentales para otra novela inédita. Pensé que nadie había abordado ciertos temas en niños, y a esto le añadí la necesidad de mostrar una novela negra cuyo trabajo policial resultase más cercano al lector y más realista, en cuanto a lo anímico y lo procedimental, con menos estereotipos anticuados y menos fuegos artificiales sin sentido.

Poco a poco estos elementos se fusionaron con la idea de introducir pistas que tuvieran que ver con poesías de terror. He tenido etapas en las que he leído bastante poesía y tenía seleccionadas unos cuantos versos oscuros que le vinieron muy bien a la trama. La historia tiene mimbres suficientes para entusiasmar a los amantes del género negro y satisfacer a los lectores del fantástico.

4.- ¿Tienes algún autor favorito? ¿Alguien a quien tengas como referente?

OB- Siempre hay favoritos. En la adolescencia me encantaba Tolkien y más tarde Lovecraft. Tras ella tuve a Hesse como referente existencial. Ahora prefiero prosas como la de Julio Llamazares o James Ellroy, historias realistas como las de Steimbeck o fantásticas como las de Barker. Todos evolucionamos a la vez que lo hacen nuestras lecturas. En el relato breve destacaría a Borges, Cortázar o Lord Byron.

 5. AI- ¿Qué hace Óscar Bribián cuando no escribe?

OB- Obviamente, leer. Intento compaginar literatura con ensayos de variadas temáticas: Historia, Sociología, Criminología. Además de eso, soy aficionado a juegos de mesa o estrategia y wargames, habiendo diseñado algunos.

6. AI- ¿Cómo fueron tus inicios en el mundo editorial? Cuéntanos tus primeros pasos y cómo fue la experiencia.

OB- Publiqué por primera vez un libro en solitario en el año 2009. La experiencia fue ilusionante en un principio, agridulce más tarde (cuando entiendes que hay que pelear más duro de lo que la gente se imagina para hacerse un hueco en las librerías) y enriquecedora finalmente. Creo que estoy bastante bregado pese a ser relativamente joven para esto. Eso es lo que me dieron los primeros años de publicaciones. Ahora soy más exigente conmigo mismo y con las editoriales con las que firmo contrato.

7. AI- ¿En qué andas metido ahora? ¿Nos puedes decir cuáles son tus proyectos en este momento?

esddOB-Tengo dos frentes abiertos. Por un lado, estoy escribiendo un nuevo thriller que comparte algunos protagonistas y personajes con El sueño del depredador, en un nuevo caso que se presenta en la brigada de homicidios, incluyendo referencias a prácticas ocultistas y celos amorosos terribles. Por otra parte, un trabajo por encargo: una suerte de novela coral con infinidad de personajes que servirá de trasfondo para un juego de mesa de ciencia ficción que se está gestando.

En la recámara, una novela sobre policías locales, patrulleros, bastante realista y descarnada, y un muy posible ensayo sobre grupos de manipulación psicológica (sectas destructivas, para que nos entendamos), sobre los que investigué este año bastante ampliamente.

8. AI- ¿Papel o  ebook?   ¿Cuál es tu preferencia a la hora de publicar? ¿Crees que los libros electrónicos suplirán al formato físico?

OB- Por el momento prefiero publicar en papel, que tardará aún bastantes años en ser superado por el ebook, pero no me gusta la exclusividad. Van a repartirse el mercado durante lustros. Si está en mi mano, prefiero publicar en ambos formatos. El sueño del depredador aparecerá también en digital, y creo que es lo correcto, a un precio asequible. Como lector sigo leyendo más en papel, pero ambas opciones me gustan y tienen sus ventajas.

9. AI- ¿Cuál es tu opinión referente al panorama actual de la literatura en nuestro país? ¿Piensas que tanto las editoriales como el público está n dándole por fin la importancia que se merece a los autores patrios, o por el contrario, siguen siendo un tanto marginados en favor de autores extranjeros?

OB- La literatura, en cuanto a creación, creo que va viento en popa en España, existen excelentes obras y autores, pero falta masa lectora y apertura de miras, ya que sigue habiendo determinados géneros mucho más minoritarios de lo que debieran ser, como el fantástico en todas sus vertientes. Ante la escasez de masa lectora, las editoriales procuran arriesgar menos que si hubiera un poso cultural más importante. Los autores extranjeros que llegan son relativamente pocos, excepto en el caso de los anglosajones, que cubren el mayor porcentaje del mercado. Pero siempre se le va a dar más importancia al autor anglosajón, por razones obvias. Si lo vemos desde un punto de vista empresarial tiene su lógica, y las editoriales son empresas, máxime si hablamos de editoriales con recursos suficientes para importar y traducir obras foráneas de autores que, por escribir en inglés, son los más exportables del planeta y los que mayor relevancia suelen tener en medios de prensa, por proceder de los países referentes..

10. AI- Si Óscar Bribián no se dedicase a escribir, ¿en que se mantendría ocupado?

OB- Seguramente leería más, y le dedicaría más tiempo a los juegos de mesa y estrategia, y al deporte, que cada vez es más residual por la falta de tiempo para todo.

11. AI- A Óscar Bribián le asusta……

OB- El olvido.

12. AI- El género fantástico  siempre ha sido un lugar donde te has sentido cómodo y eso queda patente al revisar tu bibliografía ¿Algún motivo para ello?

OB- Es un género tan válido como cualquier otro, con sus ventajas y desventajas. La fantasía permite multiplicar las posibilidades de una historia y explorar mucho más en la imaginación. Además, es un escenario idóneo para tratar temas trascendentes desde una aparente intrascendencia, porque aquéllos no son tan palpables en este tipo de historias y sin embargo pueden calar tanto o más hondo. De todas formas, siempre me he sentido bastante cómodo tanto en el realismo como en el fantástico, sencillamente tengo rachas en las que se sumerjo más en un estilo u otro.

13. AI- Por último: Cuéntanos cuál es el último libro que has leído, la última peli que has visto y el último tema musical que has escuchado.

OB- Todo por la pasta, de Ed Mc. Bain, entretenido pero inferior a su obra más reconocida, Cop Hater. La última película tampoco es una novedad, 12 años de esclavitud, desgarradora e imprescindible. Escuchar, últimamente cualquier cosa de Passenger.

Pues eso es todo, compañero. Muchísimas gracias por  tu tiempo. Ha sido un verdadero placer charlar contigo.

Lo mismo digo, muchísimas gracias por el apoyo.

 

 

Entrevista a Claudio Cerdán, autor de Cien Años de Perdón y de Un Mundo Peor.

Buenas noches, queridos amiguitos. Hoy tenemos un invitado muy especial, un autor al que no deberíais perder de vista si sois aficionados al género negro y policial. Alguien cuyo nombre seguro conocéis y que está en boca de todos. Con todos ustedes, el gran Claudio Cerdán, quien ha tenido a bien el responder a nuestro breve cuestionario y comentarnos varias cositas interesantes.

Os dejo con la entrevista…

 

1. AI -¿Quién es en realidad Claudio Cerdán?

Un tipo despistado que olvida contestar las entrevistas a tiempo. Aparte de eso, se considera un escritor de novela negra que trata de superarse libro a libro. Acaba de empezar, pero el chaval le pone ganas.

2. AI- ¿De donde viene tu afición a la escritura y en especial, al género negro?

cc1Todo viene del afán de contar historias. Hay quien tiene una cámara de cine, otros que hacen teatro e incluso cómic. Yo escogí la escritura por descarte de todo lo demás, ya que nadie me contratará para hacer una superproducción, no soy actor, ni sé dibujar. Cuenta Andreu Martín  en su libro “Cómo escribo” que de pequeño inventaba historias para sus juguetes. Luego se sorprendía como amigos suyos jugaban a lanzar piedras a sus indios de plástico. Me siento muy representado en esa anécdota. Creo que la profesión va por dentro antes incluso de saber cuál es.

3. AI- ¿Que fue lo que te empujó a escribir una novela como Un Mundo Peor, novela que a pesar de formar parte de ese Alicante que has construido con tus obras, se desliga bastante del tono habitual al que nos tiene acostumbrados. ¿Cómo surgió la idea?

Venía de escribir una novela ambiciosa, compleja y difícil como CIEN AÑOS DE PERDÓN, donde llegaba a controlar hasta seis subtramas y lleno de limitaciones. En fin, una pesadilla para este escritor, motivo por el que tardé casi tres años en acabarla. Una vez terminada quise cambiar de aires totalmente, o al menos todo lo que pudiera. De ahí surgió UN MUNDO PEOR, una novela más introspectiva, lineal y clásica que la anterior. La idea inicialmente era para hacer un guión de cine, pero ya os he dicho que todavía no me ha llamado Spielberg.

4.- ¿Tienes algún autor favorito? ¿Alguien a quien tengas como referente?

Unos cuantos. James Ellroy fue el primero que me dejó impactado. Añadid al ya citado Andreu Martín, Francisco González Ledesma y Mariano Sánchez Soler, o a los guionistas Warren Ellis y Garth Ennis.

5. AI- ¿Qué haceClaudio Cerdán cuando no escribe?

Piensa en escribir.  Mi chica me pregunta ¿por qué estás tan callado? Y yo regreso a la tierra y no me atrevo a contar las cosas que me pasan por la cabeza.

6. AI- ¿Cómo fueron tus inicios en el mundo editorial? Cuéntanos tus primeros pasos y cómo fue la experiencia.

Me daban mucha envidia los escritores que recibían cartas de rechazo de las editoriales. A mí simplemente no me contestaban. Ojo: esto me ha estado pasando hasta hace poco. En aquellos momentos vi la posibilidad de publicar una novela fantástica, así que la escribí. De ahí nació EL DIOS DE LOS MUTILADOS y CICATRICES. Aparecieron en una editorial ya desaparecida, y aunque la experiencia no era lo que esperaba, me encantó recibir el feedback de los lectores. Luego publiqué EL PAÍS DE LOS CIEGOS, con el que me empecé a colar en premios y festivales. Y tras tres años sin publicar, en ocho meses he sacado dos libros. Así de raro es este mundo.

7. AI- ¿En qué andas metido ahora? ¿Nos puedes decir cuáles son tus proyectos en este momento?

Actualmente estoy escribiendo una historia enorme, larguísima, sobre corrupción urbanística. Preparaos para un ladrillo futuro. Y a corto plazo, os puedo anunciar que en septiembre saldrá una nueva novela en la editorial Alrevés. Se trata de una obra ambientada en la Revolución Rusa, con tintes de misterio, bélica, histórica, western, terror e incluso fantasía. Ah, y género negro, eso siempre.

8. AI- ¿Papel o  ebook?   ¿Cuál es tu preferencia a la hora de publicar? ¿Crees que los libros electrónicos suplirán al formato físico?

La realidad, esa que impidió al bueno de Rajoy cumplir con su programa electoral, me ha obligado a mí y a mi familia a exiliarnos al extranjero. Por eso me he comprado un ereader, para poder seguir leyendo desde el culo del mundo. Hasta ese momento solo leía en papel. Me gusta ir a pasear por librerías, por puestos de mercadillo, por saldos, por locales regentados por ancianos que huelen a polvo y que parece que te vayan a vender a Gizmo. Si me preguntas dentro de unos meses o años, te podré contestar con más conocimiento de causa.

9. AI- ¿Cuál es tu opinión referente al panorama actual de la literatura en nuestro país? ¿Piensas que tanto las editoriales como el público está n dándole por fin la importancia que se merece a los autores patrios, o por el contrario, siguen siendo un tanto marginados en favor de autores extranjeros?

Me gustaría pensar que sí. Aún así a la gente le gustan unos libros y no otros. Yo leo indistintamente a autores patrios y a extranjeros. Lo que no entiendo, ni entenderé, es a quien abomina de lo que se hace dentro de nuestras fronteras. Desde siempre hemos tenido grandísimos escritores nacionales: Cervantes, Quevedo, Cela, Jorge Javier Vázquez…

10. AI- Si Claudio Cerdán no se dedicase a la literatura, entre otras cosas ¿hubiera sido…?

Un gilipollas frustrado. Me habría gustado ser dibujante, pero nunca me formé para ello. Todo lo que hago es autodidacta.

11. AI- A Claudio Cerdán le asusta…

En lo que están convirtiendo este país. El gobierno dice que va a arreglar la Sanidad privatizando hospitales, que está mejorando la Educación al despedir a profesores, que va a acabar con el paro abaratando el despido… Eso es terror. Y no digo terrorismo, que me cierran el Twitter.

cc412. AI- Alicante, siempre Alicante. La Ciudad como escenario recurrente, como punto de encuentro, como lugar al que retornas una y otra vez y que casi se ha convertido en un personaje más dentro de tu obra…¿Algún motivo para ello?

Creo que un escritor de novela negra debe conocer los ambientes en los que escribe. Viví durante años en Alicante y me pareció una ciudad asombrosa para ambientar historias policíacas. Con EL PAÍS DE LOS CIEGOS quise fundar un escenario para futuras novelas. Creé una gran cantidad de personajes con la idea de regresar a ellos en el futuro. Y así ha sido, aunque como os adelantaba en la siguiente novela me voy a Rusia.

13. AI- Por último: Cuéntanos cuál es el último libro que has leído, la última peli que has visto y el último tema musical que has escuchado.

El último libro terminado fue EXTRAÑOS EONES, de Emilio Bueso. Todo lo bueno que se pueda decir de esa novela se queda corto. Y ahora mismo estoy a cien páginas de terminar LA TRISTEZA DEL SAMURÁI, de Víctor del Árbol. Un autor al que tenía mucha curiosidad por leer y que me terminó de convencer cuando coincidimos en Cuenca. Como os digo, a falta de unas pocas páginas, la novela es la hostia. La última peli fue LA HERIDA, de Fernando Franco. El último tema ha sido EL ÚLTIMO PEDAZO DEL PASTEL, de Rafa Pons. No me canso de recomendar a este cantautor.

AI- Pues eso es todo, compañero. Muchísimas gracias por  tu tiempo. Ha sido un verdadero placer charlar contigo.

El placer ha sido mío. Un saludo.

 

 

Entrevista a Anika Lillo.

Buenas noches, mis queridos Lectores Ausentes. Hacía mucho que no actualizábamos esta sección, la de las entrevistas, así que nos apetecía mucho. Y que mejor modo de retomarla que entrevistando a alguien a quien no solo admiramos y queremos, sino que de hecho, tiene una gran parte de culpa de que el Athnecdotario exista. Creo, sin temor a equivocarme, que el 99,9% de las webs y blogs de reseñas  le debemos nuestra razón de ser a la inimitable  Anika Lillo, reseñadora, activista literaria y administradora de Anika Entre Libros y La Web de La casa de Kruela. Su reputación la precede y ello se debe a su buen hacer, a su absoluta dedicación y ser pionera en el mundo de las reseñas.

Sobran palabras y estoy convencido de que apenas habrá quien no conozca a nuestra invitada. Así que sin más dilación, vamos con la entrevista:

1. AI -¿Quién es en realidad Anika Lillo?

27720_394658700783_1162331_nUna persona que ama a los libros y a su familia, que es muy pesada con eso de los valores, que creció educándose en vez de perder el tiempo para no convertirse en un borrego sin criterio ni humanidad, que aprovechó la adolescencia y la primera juventud divirtiéndose como nadie, y que ahora disfruta de la segunda juventud (no voy a llamarme vieja, hoy me he propuesto echarme piropos) como más le gusta: entre libros y con familia siempre cerca.

2. AI- ¿De donde viene tu afición por la lectura?

No lo sé, en casa se me recuerda siempre escribiendo o leyendo, incluso a la hora de comer, pero sobre todo justo antes de tener que poner la mesa. En esos momentos estaba escondida en un cuarto de baño rodeada de tebeos. Tenía una columna enorme de ellos y me los sabía de memoria, pero me daba igual, seguía leyéndolos una y otra vez. Probablemente ese ansia de leer provocó que leyera otro tipo de cosas y ya me ves hoy… me alimento de libros.

3. AI- Anika Entre Libros fue pionera en lo que concierne al mundo de las reseñas. Fuiste la primera en hacerlo y creaste escuela. ¿Qué fue lo que te empujó a meterte en este mundillo y dedicar tu vida a esto? ¿Cómo surgió la idea?

Si te casas con un informático que te dice “o te haces amiga de los ordenadores o acabamos divorciados como todos los informáticos” te haces una idea de lo que te espera si no congenias con esas máquinas que antes no tenía todo el mundo pero sin las que ahora no se concibe vivir. Y claro… meterme en Internet y simplemente perder el tiempo no era algo que me apeteciera mucho tiempo. Me aburrí rápido de navegar y chatear. Soy muy creativa, súper inquieta, necesito estar continuamente haciendo cosas y me encanta crear cosas (desde secciones hasta escribir), así pues me hice amiga de los ordenadores al mismo tiempo que tenía un hijo y creaba tres webs. Lo contrario hubiera sido muy aburrido.

El motivo por el que elegí los temas que elegí para mis webs (literatura, terror y cine) son obvios: no me concibo sin esas tres cosas. Leo y escribo desde que recuerdo, adoraba las películas y las series –ahora soy más comedida, antes me lo grababa todo, hasta las pelis malas de Elvis Presley- y me encanta el terror probablemente porque nací  con pesadillas y las tuve recurrentes hasta los ocho años y buscaba información. Como curiosa que soy terminé por percibir y enterarme de más cosas de las que esperaba y eso se convirtió en otra parte de mi vida y de mis intereses, culminando con el tiempo en la creación de La casa de Kruela.

4.- ¿Tienes algún autor favorito? ¿Alguien a quien tengas como referente? ¿Y a alguno que no puedas ver ni en pintura?

Esa es una de las preguntas más difíciles que se puede hacer a alguien que lee tanto. Normalmente nunca respondo con un nombre actual porque el “favorito” se convierte en tal cuando echando la vista atrás descubres que él o ella sigue ahí como uno de los mejores. Y son tantos y tan buenos… Digamos Edgar Allan Poe, pero soy injusta con otros muchos (acabo de castigar a Oscar Wilde por misógino, pero no ha sido a propósito, es mi condición humana).

Y otro que no pueda ver ni en pintura… Glenn Cooper, me parece una tomadura de pelo lo que escribe.

5. AI- ¿Qué hace Anika cuando no lee y reseña?

Cocino, limpio, recojo, pongo lavadoras, lavavajillas, cuido de mis hijos (especialmente de las pequeñas), les ayudo con los deberes si necesitan ayuda, les llevo al colegio y les recojo, al médico si tienen cita, y todos esos etcéteras que hace una madre; pero también tengo momentos lúdicos en los que juego (siempre y cuando el juego no me exija tiempo; o tienen botón de Pause o paso de ellos directamente, porque debido a lo anteriormente dicho es imposible quedarse mucho tiempo frente al ordenador, y tengo las preferencias muy claras: mis hijos primero)

6. AI- ¿Cómo fueron tus inicios? Cuéntanos cómo fueron tus primeros pasos y cómo fue la experiencia.

Fue un mundo a descubrir y la oportunidad de crear y crear y crear. Fue fantástico porque fui capaz de hacer esas cosas yo sola (aprender a hacer la web, inventarme espacios que no existían, e incluso crear el 2.0  muchos años antes de que se llamara así, sólo que lo hacía de forma manual: recibía los correos, los introducía en la web y de paso corregía las faltas ortográficas, jajajajaa). Y como todo era nuevo generaba mucho interés, por lo tanto el que me conocieran fue un proceso lento pero siempre iba en aumento.

7. AI- ¿En qué andas metida ahora? ¿Nos puedes decir cuáles son tus proyectos en este momento?

Acabo de crear con la nueva web el proyecto principal: está más recogidita, tiene buscadores, blogs de autores, podcast de radio, etc. Ahora necesito coger el ritmo y descubrir cuánto tiempo me queda libre para hacer más cosas, pero justo en estos momentos estoy en  un limbo muy agradable en el que no estoy creando nada (de hecho lo que hay crear ya está creado, simplemente no está en la web aún)

8. AI- ¿Papel o  ebook?  ¿Colacao o Nesquik? ¿Café o té? ¿Nocilla o Nutella? ¿Coca cola o Pepsi? ¿Pokemon o Digimon?  ¿Barbie o Bratz? ¿Beattles o Rollings? ¿Películas o series? ¿Jedi o Sith?

Papel físico, cola-cao (¿cómo crees que me he criado? Aún ceno eso), café, nocilla, coca-cola (aunque tuve una época de Pepsi que duró años), Pokemon (sin dudarlo, los Digimon son deprimentes), Bratz, Rolling Stones (aunque delante de ellos está Bowie), pelis y series (ambas, lo siento, no puedo elegir, simplemente voy por temporadas) y lo último… no soy seguidora de ¿Star Wars? Así que no tengo muy claro qué me estás dando a elegir. Mi frikismo está en otro punto menos galáctico.

9. AI-  Sé que te fascina el misterio, que sientes atracción por lo inexplicable, que has oído la llamada del lado oscuro y que has tenido alguna que otra experiencia interesante al respecto. ¿Nos cuentas alguna anécdota?

Es muy difícil contar algo realmente extraño sin tener preparadas las respuestas a las dudas que genera una historia por muy real que sea, especialmente en cuanto a los escépticos. Sólo me encantaría que les pasara a ellos lo que me ha pasado a mí. Y desde luego deben entender que la primera escéptica soy yo, de lo contrario no buscaría los orígenes de todo aquello que me ocurre.

Si acaso una de las cosas que no tiene ninguna explicación, y es un buen misterio que te deja con los ojos abiertos como platos cuando ocurre,  es que a apenas medio metro de mí, estando sola, de madrugada, sin vecinos ni nadie cercano, haya escuchado durante varios días verdaderos estruendos que no tenían origen. Como si tiraran una lavadora a tu lado, de noche, sola. ¡¡Buuuuuuuum!! Sí puedo decirte que esto no me asusta ni me ha asustado nunca pero siempre miro hacia el lado donde ha ocurrido algo con verdadera curiosidad, con una sonrisa de flipada, miro a todas partes, me levanto, repito en mi mente lo ocurrido para memorizarlo y luego no generar fantasías, busco el origen de lo que me ha ocurrido y cuando finalmente llego a la conclusión de que eso no es posible pero lo ha sido, entra en la carpeta de anécdotas extrañas de mi vida.

10. AI- Si Anika no se dedicase a la literatura, entre otras cosas ¿hubiera sido…?

De pequeña solía decir que sería escritora, pintora, música (pianista), presentadora, ejecutiva agresiva, hippy y madre de diez hijos. De todo eso he eliminado lo de la música –no es lo mío- y lo de ejecutiva agresiva. En pequeñas dosis soy escritora, dibujante (más que pintora), entrevistadora (más que presentadora), bastante hippy en mi forma de pensar (paz y amor) y madre de tres hijos.

11. AI- A Anika le asusta……

El terror de verdad, ese del que conoces el origen, el que provocan los seres humanos o las enfermedades.

12. AI- Por último: Cuéntanos cuál es el último libro que has leído, la última peli que has visto y el último tema musical que has escuchado.

Estoy acabando un tomo con las cuatro mejores novelas de H. G. Wells (“La máquina del tiempo”, “La isla del doctor Moreau”, “El hombre invisible” y “La guerra de los mundos”), también me quedan apenas diez páginas para terminar “La guía de Dirk Quigby al más allá”, de E. E. King, hace un par de días terminé “Cada día” de David Levithan, sigo leyendo una novelita juvenil llamada “Palabra de Nadie” de Alfredo Gómez Cerdá, y tengo a medias “Entre los muros de Crickley Hall” de James Herbert (y esto es así por culpa de una letra en miniatura que me ha impedido leerlo de tirón a costa de tremendos dolores de cabeza. Las editoriales deberían ser más respetuosas con nuestros ojos)

¡Anda! Sólo he hablado de libros 😀 Veamos, no recuerdo cuál fue la última peli que vi pero seguro que sería de terror (es que ahora estoy liada con series) y en cuanto a música, la de los 80. Siempre vuelvo a ella.

AI- Pues eso es todo, jefa. Muchísimas gracias por  tu tiempo. Ha sido un verdadero placer charlar contigo.

El placer es mutuo. ¡Saludos!

 

 anikaentrelibroscom1

 

 

.

Crea tu sitio web con WordPress.com
Comenzar